Aparecieron serpientes en Quilmes y cerraron la costa

El municipio de Quilmes ordenó a Defensa Civil, la Policía y los Bomberos esta tarde clausurar al público la costa de Quilmes debido a la presencia de animales peligrosos, que llegan con una gran ola de camalotes impulsada por las corrientes del Río de La Plata.

"El alerta es para que la gente no vaya a la costa. Tenemos una invasión de víboras y nutrias, que están caminando por los lugares donde la gente acampa", explicó Elizabeth Barbis, secretaria de Salud local. Entre las animales hay culebras y víboras yarará.

La costa está cerrada desde avenida España hasta avenida Otamendi y entre la calle Yoldi y la playa. En Bernal, el bloqueo a la costa comienza en avenida Espora en su confluencia con la rotonda de acceso a la autopista Buenos Aires-La Plata.

"Esta situación se produjo por la inundación del Litoral que hace que se desprendan plantas y ramas, y los animales para salvarse de la inundación se suben a las ramas que flotan y vienen montados en los camalotes, y al llegar al río buscan comida y si el río supera la muralla, el animal ya está en la tierra, que es lo que nos está pasando ahora", explicó.

La medida se prolongará al menos hasta la semana que viene. La restricción se levantará "cuando superemos la contingencia y tengamos controlado la fauna, pero depende mucho del viento y de aislar a los animales que traen los camalotes", indicó la funcionaria.

Barbis dijo que ante cualquier evento con algún animal "no se debe aplicar nada sobre la herida y hay que dirigirse al Hospital de Quilmes", ubicado en Cevallos 633, a 5 minutos de la ribera, "o si están dentro del horario de los guardavidas, acudir a ellos que activan la red sanitaria con ambulancia y el traslado de la persona al hospital".

La prevención que adoptó el municipio contempla evacuar a quienes acampan en la zona, impedir los accesos a la playa, cerrar la posibilidad de circulación, e informar a los comercios del lugar que hay riesgo de mordeduras potencialmente mortales. También se puso en marcha de una campaña casa por casa, en la que se entregaron volantes explicativos para que quienes residen en la zona sepan qué hacer ante el eventual hallazgo en sus casas de algún ejemplar peligroso.

En forma paralela se realizó un operativo de limpieza en la tradicional rambla y tareas de saneamiento en las arenas de la costa local, quitando los camalotes que llegaron en las últimas horas, con el objetivo de evitar que se diseminen por la zona las especies animales que llegan sobre las plantas.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído