ATEN "clausuró" las clases en otra jornada de paro

Con afiches que decían "Escuela cerrada", espantó a los alumnos.

NEUQUÉN

Silencio en los salones y pasillos vacíos. Algunos docentes dictando clases frente a un puñado de alumnos. Puertas con llave y afiches que anunciaban “Escuela cerrada”. En muchos casos, para padres y alumnos, el paro declarado por el gremio docente ATEN significó que no había clases.

Por eso, la convocatoria a la medida tuvo un efecto más fuerte en la pérdida de horas de clases que el que se originó en las estimaciones del porcentaje de acatamiento por parte de los trabajadores, que, como siempre pasa, mostraron una gran brecha entre las cifras del Gobierno y las del gremio.

Para el Ejecutivo, sólo el 20% de la plantilla total de maestros y profesores de la provincia se plegó a la huelga. Para ATEN, la asistencia a las escuelas fue sólo del 30% del total de trabajadores del sector.

Estas fueron algunas imágenes registradas en un recorrida que encaró este diario por numerosas escuelas de la ciudad durante la primera de las dos jornadas de paro convocadas por ATEN para el inicio de esta semana. Hoy continuará la huelga, mientras que mañana habrá jornada de lucha, también con pocos alumnos en sus bancos, se presume. Y, de no haber convocatoria de parte del Gobierno, la huelga continuará.

“Escuela cerrada, maestros en Casa de Gobierno exigiendo mesa de negociación”, exponían los afiches que pegó el sindicato en todas las escuelas de la provincia el domingo en la noche.

Los carteles convencieron a más de un padre desprevenido de pegar la vuelta a casa, aunque muchos establecimientos luego fueron abiertos por sus directores y no pocos docentes llegaron para dar clases.

Es por esto que el Ejecutivo denunció en la Justicia penal a ATEN por impedimento a la libertad de trabajo (ver aparte).

Los maestros y profesores que dictaron clases se encontraron con que muchos estudiantes se “adhirieron” al paro, ya que hubo poca asistencia y el silencio reinó en los pasillos de los colegios.

Los directivos que fueron a trabajar se dedicaron a hacer tareas administrativas y a controlar a los chicos que se encontraban en hora libre, a la espera de que llegara el profesor que les daría la siguiente materia, lo que generó molestia entre los jóvenes.

“Yo me voy a mi casa. No voy a quedarme esperando dos horas hasta que venga el profesor”, le dijo a este diario un adolescente en la puerta de una EPET del centro, luego de que un compañero le advirtiera que tenían un par de horas libres hasta que llegara el docente que no acataba el paro.

ATEN
ATEN2

LEÉ MÁS

ATEN bloquea calles en el centro y complica el tránsito

Gaido: "El cierre de escuelas es antidemocrático"

Conflicto: ATEN denunció al Gobierno por depositar menos

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario



Lo Más Leído