Barrio en alerta: esperan hoy el robo de cada jueves

En un loteo de Confluencia se repiten los delitos ese día de la semana.

Mariel Retegui
reteguim@lmneuquen.com.ar

NEUQUÉN
La notificación del grupo de Whtasapp suena. El mensaje de advertencia se repite todas las semanas: "Recuerden, hoy es jueves".

15 familias viven en el loteo Dos Ríos de Confluencia desde hace menos de dos años.

"Vivimos encerrados, esto no es vida", se lamentó Mariana Peludero tras abrir varios cerrojos para salir de su casa. Su familia es una de las quince que residen desde no hace más de dos años en cercanías a la calle Boer al fondo, en el loteo Dos Ríos, en Confluencia. Piden que se tomen medidas por seguridad, ya sea cámaras de vigilancia o mayor presencia policial porque ya no saben qué hacer para enfrentar la ola de robos de los jueves.

Tienen un grupo en común en Whatsapp, en el que se pasan mensajes a cualquier hora. Algunas mujeres directamente no duermen cuando sus maridos trabajan horas extras o se van de viaje. La que tiene mejor vista sobre el resto hace las veces de vigilante a cualquier hora de la madrugada cuando la alertan sobre un movimiento extraño.

"Antes nos robaban los jueves, nos mandamos mensajes recordándonos el día", relató Carla Carvajal.

A pocos metros, a otra familia le desvalijaron la casa, aprovechando que solían pasar horas en el sanatorio. Rompieron la reja, ingresaron a la vivienda, de amplios ventanales, y la desvalijaron.

"A fines de marzo, a mi hija le robaron todo. Se llevaron los equipos de electrónica que tenían: el televisor, las dos computadoras portátiles, las cámaras fotográficas y todo lo que consideraron de valor", sostuvo José Morales, padre de la víctima. "Fue una desgracia con suerte", añadió, ya que no se encontraban en la casa.

Mientras en los predios lindantes los operarios trabajan sin cesar para levantar nuevas edificaciones, en las casas habitadas abundan los paredones de más de dos metros de altura coronados por alambrado en espiral y de cuchillas.

Los vecinos señalaron que los autores de los últimos delitos están identificados pero que no tuvieron ninguna sanción porque son menores.

Algunas casas parecen verdaderos fuertes y aún así sufrieron intentos de robos. Cuando el marido de Mariana salió hace un par de semanas muy temprano a trabajar, ella escuchó ruidos en el portón.

"Como el día anterior había salido por la mañana, los delincuentes habrán pensado que haría lo mismo. Sacudieron la puerta para derribarla, rompieron el picaporte y alcancé a llamar a la policía.

Quedé muy mal", relató la mujer.

Al parecer, los ladrones ni se inmutan. Saben que tienen 30 segundos antes de que suene la alarma y tratan de llevarse lo que pueden, lo dejan en los descampados linderos y luego lo recogen.

FRASES
"La Municipalidad respondió cuando le pedimos el servicio de recolección de residuos. La Policía hace lo que puede, tiene dos móviles para todo Confluencia. Estamos a pocos metros de la escuela de Policía y la Uespo, sería bueno que colaboren".
Pablo Castañeda Vecino de Dos Ríos
"Tuve que dejar de trabajar unas horas porque no se puede dejar la casa sola y menos dejar a nuestros hijos media hora para salir a comprar. Esto se ha puesto terrible, no es normal. Tampoco salimos de vacaciones; si alguien sale, avisa al resto".
Mariana Peludero Vecina de Dos Ríos

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído