Compañía japonesa pagará 2 mil dólares a quienes se dejen filmar dentro de sus casas

Es un programa exclusivamente para desempleados.

Los estudios estiman que para el año 2030, aproximadamente 800 millones de empleados serán reemplazados por máquinas, y ante esto, una compañía japonesa quiere "promover aún más la sociedad a través de la ciencia y la tecnología y contribuir al bienestar de la humanidad". La japonesa Plasma Inc. realiza un inusual experimento social llamado Project Exograph. En medio del crecimiento disparado de la automatización, la compañía intentará descubrir si los desempleados afectados por este proceso estarían a dispuestos a vender su privacidad.

Cuatro personas acordaron dejar que la empresa instale cámaras en sus hogares, con los únicos puntos ciegos en los baños. Durante el próximo mes, esas cámaras grabarán todo lo que hacen los participantes, que a cambio recibirán unos 200.0000 yenes (1.830 dólares) cada uno, lo que es aproximadamente un 50% más que los beneficios sociales que reciben en estos momentos.

Te puede interesar...

A finales de mes, Plasma Inc. hará que los videos sean anónimos para que los participantes no sean identificables para el resto de la gente. Luego, el material gráfico será analizado para identificar necesidades y hábitos de las personas, así como para ver cómo puede monetizarlo (aunque en realidad no lo comercialice).

La idea de la compañía reside en vender privacidad real. Espera que, dado que hay compradores que necesitan datos digitales de personas, algunos pueden estar interesados en comprar datos sobre la vida real. En ese sentido, el director ejecutivo de Plasma Inc., Hiroki Enno, en una conversación con el diario The Mainichi, especificó que la compañía analizará la posibilidad de generar dinero para las personas desempleadas debido a la automatización mencionada.

"Si la inteligencia artificial y los robots progresan, las personas no tienen que trabajar y podrán vivir proporcionando datos por dinero. En base a esto hemos establecido la suma requerida para mantener un nivel de vida saludable y mínimo ", señaló Enno.

De esta manera, Project Exograph es una de las variaciones de la idea de la renta básica universal. Según el concepto, el Gobierno debe pagar una suma de dinero a cada miembro de la sociedad para garantizar que esas personas puedan permitirse comprar las cosas que necesitan para vivir sin la necesidad de generar otros ingresos. Habrá que ver cómo termina esta primera experiencia.

Un muy polémico “identificador”

Grandes almacenes japoneses abandonaron la idea de que sus empleadas llevaran un identificador cuando estuvieran menstruando, una iniciativa de las propias trabajadoras que queríam ser voluntarias pero que suscitó un aluvión de críticas. Una de las secciones de la cadena de tiendas de lujo Daimaru, en Osaka, al oeste de Japón, comenzó a aplicar esta normativa el mes pasado, a instancias de las empleadas. La idea de usar un identificador de forma voluntaria cuando tenían la menstruación tenía la finalidad de indicar a los compañeros de trabajo que tal vez algunas mujeres que sufrían dolores podrían necesitar tomarse pausas más largas o realizar trabajos menos complicados en ese momento del mes. Los medios locales publicaron la noticia y las críticas en las redes sociales no se hicieron esperar. Numerosos clientes llamaron a los grandes almacenes para denunciar este “identificador menstrual”. La marca explicó que encontrará otro método diferente al “identificador menstrual”.

LEÉ MÁS

Al terrorista de Londres lo atrapó un asesino

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído