El 115 aniversario de Neuquén estuvo atravesado por la emoción y la campaña

El acto por el cumpleaños de la ciudad se llevó a cabo en el Paseo Costero.

El gobernador Omar Gutiérrez y el intendente de la ciudad Horacio Quiroga compartieron el acto por el 115 aniversario de la ciudad en el Paseo Costero en el que compartieron emociones y chicanas, propia de la campaña política.

Quiroga admitió que pasó una noche de insomnio frente al último acto que tendría que conducir en este cumpleaños de la ciudad. “No me podía dormir, estaba ansioso. Era como si fuera a dar el primer discurso de mi vida”, admitió el jefe comunal que estuvo 16 años al frente del Ejecutivo.

Te puede interesar...

Pechi realizó un recorrido por la historia de Neuquén y de su capitalidad al tiempo que valoró el esfuerzo de los pioneros que vieron el devenir de la ciudad y forjaron su progreso.

Agradeció a los vecinos de la ciudad por tamaña responsabilidad. Alentó a todos “a seguir “soñando y construyendo la ciudad del progreso y el porvenir para que Neuquén no sea simplemente el portal de la Patagonia, sino que se la ciudad más linda, más pujante, más atrayente, y de más desarrollo de la República Argentina”. Con estas palabras, Pechi cerró su discurso con la voz cortada por la emoción y recibió el abrazo cariñoso de su hija Ayelén, del gobernador Gutiérrrez y de su esposa, Marisa Cuesta, como así también de los candidatos a sucederlo en el cargo, Marcelo Bermúdez y Mariano Gaido.

A la hora de subir al estrado, el gobernador le dijo en tono bajo “que no se emocione tanto que no será su último discurso ni como intendente ni como político”. Acto seguido realizó una mención acerca de las próximas elecciones tanto del 22 de septiembre, para definir al próximo intendente, como las del 27 de octubre para elegir presidente. “Para entones, ya no se escucharán más avioncitos”, deslizó por lo bajo dado que desde que puso un pie en el Paseo Costero, no dejó de pasar una avioneta que, por el altavoz, emitía constantemente el jingle publicitario del candidato Bermúdez.

Luego de los discursos que tuvieron como protagonista la historia, las obras y los proyectos de cara al futuro, las autoridades recorrieron el paseo, con sus nuevas veredas y parquizados amenizados por acróbatas y músicos que tocaban jazz en vivo.

El telón de fondo del acto fue el río Limay que, por estos días, la erogación de agua hace que avance sobre parte de las veredas. Según Pechi, estaba previsto que se inunde cuando el caudal aumenta.

LEÉ MÁS

Pechi se despide de su gestión "con la conciencia tranquila" y lamenta no haber podido terminar la Avenida de los Ríos

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído