En el COI ahora los "pacientitos" viajan en un moderno auto rojo

El Servicio de Anestesiología compró un auto a control remoto para trasladar a los niños que deben realizarse estudios. Se busca minimizar el estrés en pacientes pediátricos.

Por Silvana Salinas - especial

Te puede interesar...

Sobre cuatro ruedas, en un auto color rojo brillante, tocando bocina y sonriendo, cualquier circunstancia complicada se puede vivir mejor. Y ellos, los más chiquitos, lo saben. Cuando se deben hacer estudios médicos, visitar consultorios, realizarse prácticas que los ayudan a mejorar su salud, los nervios, el estrés, la preocupación a menudo aparecen.

Por eso, con el fin de brindar una atención diferente, más confortable y cercana, que ayude a “pasar el momento” de la mejor forma posible, profesionales del Servicio de Anestesiología del Centro Oncológico Integral (COI) adquirieron un moderno auto a control remoto, que pasa a buscar a los “pacientitos” más jóvenes para realizar estudios médicos.

En el servicio se atienden desde bebés hasta los adolescentes de 14 años, y el fin es que la atención pediátrica sea "la mejor, tanto para los niños que deben enfrentar las enfermedades, como para sus papás", explicó Gabriela Gudiño, coordinadora de Anestesiología en el COI.

Por eso, antes de que el moderno auto rojo los pase a buscar, cuentan también con una equipada sala de espera donde abundan los juguetes, los colores, hojas para dibujar y demás juegos de mesa, entre otras cosas.

coi-auto.jpg

“El fin es minimizar el estrés y los nervios en los chicos y en los ‘primeros viajes’ en autitos comprobamos que van contentos y sonrientes, junto a sus papás, para hacerse los estudios correspondientes”, agregó Gudiño.

En el COI, de Leben Salud, se realizan en este sector resonancias magnéticas, tomografías y demás estudios de diagnóstico por imagen. Este recurso se va a utilizar para todos los pacientes pediátricos del Centro Oncológico.

Según un estudio publicado en agosto de 2018 por la British Journal of Anesthesia, investigadores en China y Estados Unidos probaron que conducir un automóvil en camino a la cirugía reducía la ansiedad en niños en edad preescolar.

“Lo compramos los trabajadores del Servicio de Anestesiología y lo regalamos al servicio. A los chicos les hablamos, les explicamos de qué se tratan los estudios y les damos peluches, juguetes para que entren sin miedo al resonador. Es reconfortante poder hacer estas cosas porque tratamos de acompañarlos lo mejor que podemos”, señaló la profesional, que destacó la labor y el compromiso de todo el plantel de la institución.

Y antes de marcharse, los niños se llevan una bolsa con golosinas, jugos y un diploma especial que certifica "que se portaron re bien".

Valioso recurso

Este recurso que apunta a reemplazar las camillas por autos a control remoto en el traslado de niños comenzó a utilizarse en el exterior y también se implementó en diversos hospitales y centros médicos del país. Tuvo enorme efectividad a la hora de reducir la ansiedad en los pacientes pediátricos que debieron realizarse prácticas médicas o intervenciones.

Embed

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído