Hace huelga de hambre en Rusia y podría morir

Un cineasta ucraniano, detenido en 2014 en Crimea, lleva un mes sin alimentarse en protesta y los efectos más graves están comenzando en estos días.

Rusia. Cuando el Mundial de Fútbol comience el jueves en Rusia, el cineasta ucraniano Oleg Sentsov, que cumple una condena de 20 años, habrá pasado ya un mes en huelga de hambre. Sentsov asegura estar listo para morir y se espera que los peores efectos de su medida de fuerza se hagan sentir en su cuerpo justo en los inicios del esperado certamen internacional.

El cineasta está demandando que Moscú libere a docenas de prisioneros políticos ucranianos y planeó su protesta para coincidir con el Mundial y obtener así una mayor difusión en el momento exacto en el que el gobierno de Vladimir Putin se prepara para brillar como anfitrión ante todo el mundo. El presidente ruso llegó a insinuar que existían conversaciones para realizar un intercambio de prisioneros con Kiev, lo que aumentó las esperanzas de que el director de cine de 41 años y otros compatriotas pudieran ser liberados.

Aún no abundan detalles y mucho menos hay certezas de que Ucrania y Rusia lleguen a un acuerdo a tiempo para salvar la vida de Sentsov. “Sería muy malo para Putin si estos hechos negativos llegaran a los titulares del mundo durante la realización del torneo”, consideró Andrei Kolesnikov, del Think Tank Carnegie Moscow Center.

Sentsov planeó cuidadosamente su huelga de hambre, iniciada en mayo de 2014 en formal gradual y dentro de una cárcel de máxima seguridad. “No voy a dar marcha atrás”, afirmó a través de una carta publicada el fin de semana.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario



Lo Más Leído