Hubo 29 presos torturados en las cárceles federales

Fueron episodios registrados en Senillosa y en la U9 durante el 2018.

Agustina Benatti

policiales@lmneuquen.com.ar

Neuquén. En 2018 se registraron al menos 25 casos de torturas y malos tratos en cárceles federales de Neuquén, que afectaron a 29 internos. La cifra casi duplica los casos relevados en el 2017, cuando apenas fueron 14.

Los datos surgen del informe semestral realizado por la Procuración Penitenciaria de la Nación (PPN), que adelantó a LMN que en el período del segundo semestre del 2018 se sumaron cuatro casos a los 21 registrados en los primeros meses, de los cuales tres fueron demandas colectivas que incluyen a siete presos.

Te puede interesar...

El 64% de los episodios ocurrieron en los pabellones del Complejo Penitenciario Federal V, ubicado en Senillosa, mientras que el resto -nueve casos- tuvo como escenario la U9, que cerró en abril y cuyos detenidos fueron reubicados.

Los casos registrados por la PPN son en su totalidad episodios de violencia física a la que fueron sometidos los detenidos, incluso seis de ellos también recibieron amenazas por parte de sus agresores. De este dato se desprende, además, que 13 de los internos agredidos también fueron aislados luego de recibir una golpiza.

Bernarda García, integrante del Equipo de Estadística y Bases de Datos del Observatorio de Cárceles de la PPN y encargada de realizar el informe junto con un grupo especializado, informó que en pocas ocasiones los episodios de tortura llegan a constituirse en una denuncia penal, porque las víctimas no brindan su consentimiento para denunciar.

Se trata de 25 casos registrados en todo el 2018 y de los cuales tres fueron denuncias colectivas que incluyen a 7 presos.

“La PPN, siguiendo lo establecido en el Protocolo de Estambul, manual para la investigación y documentación eficaces de la tortura y otros tratos o penas crueles, inhumanos o degradantes, sólo realiza la denuncia penal ante este tipo de episodios en caso de que así lo consientan las víctimas, quienes con frecuencia no desean instar la acción judicial por temor a las amenazas y/o a padecer nuevas revictimizaciones”, explicó Bernarda García a LM Neuquén.

“Se pretende visibilizar este problema sobre la persistencia y sistematicidad de los malos tratos dentro de las prisiones. Golpes de puño y patadas son lo más frecuente”. Informe Semestral 2018. Procuración Penitenciaria de la Nación

En un principio, sólo se registraban aquellos episodios donde mediare violencia física contra los detenidos. Actualmente, se relevan cuatro tipos de tortura: agresiones físicas, aislamiento relacionado a estos episodios, amenazas y falta y/o deficiente alimentación relacionada con el aislamiento.

En la gran mayoría de las veces -en 18 de los 21 casos registrados en los primeros meses-, quienes maltrataban y torturaban a los detenidos pertenecían al cuerpo de requisa. En dos casos, los agresores pertenecían a la División Seguridad Interna y en uno quien ejerció el maltrato fue un profesional de la salud.

Si bien las torturas suelen suceder durante reclamos o pedidos generales de los detenidos, sólo en tres casos fueron colectivos, mientras que en el resto se registró una sola víctima.

2 denuncias penales se radicaron en Neuquén

Muchos de los detenidos no suelen prestar consentimiento para radicar la denuncia, por miedo a represalias. En el primer semestre de 2018, de los 21 casos sólo dos fueron denunciados.

La cifra negra en el registro

Los casos relevados son los comunicados por los detenidos, pero existe una cifra negra de episodios que no salen a la luz.

En Argentina se registraron 211 hechos en el primer semestre, que ubican cuarta a Neuquén.

LEÉ MÁS

Fotógrafo denunció que fue golpeado y maltratado por policías

Capturaron a un prófugo de la Justicia chilena en la ciudad

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído