El clima en Neuquén

icon
Temp
100% Hum
La Mañana estafas

Investigan a una empleada municipal por estafas telefónicas

La mujer quedó incriminada tras detectarse que el dinero proveniente de varias estafas, cayó en su cuenta. Este martes allanaron su domicilio.

Una empleada municipal neuquina quedó en la mira de los investigadores del Departamento Delitos Económicos tras detectar que su cuenta recibió transferencias de dinero provenientes de estafas telefónicas. Su vivienda del barrio Cuenca XV fue allanada este martes en busca de evidencia vinculante.

Según informó a LM Neuquén el comisario Mauricio Pamich, a cargo del Departamento Delitos Económicos de la Policía, la investigación inició en enero de este año por estafas. "El 22 de enero, una señora se acercó a la unidad haciendo saber que en los días anteriores había publicado en venta por redes sociales una cajonera, por el valor de 5 mil pesos. Así, se comunicó con ella una persona que se presentó como interesado en el artículo, le pidió su CBU para transferirle el dinero por la compra y le pidió que se acerque a un cajero automático para poder ver reflejada la operación de inmediato", relató el efectivo.

Te puede interesar...

El estafador utilizó el mecanismo usual de las estafas telefónicas que se realizan actualmente: se mantuvo al teléfono con la víctima, le dio instrucciones para gestionar la clave token, y sin que la vendedora se percatara, tomó control de la cuenta. De un momento a otro, la usuaria ya no podía operar con su tarjeta de débito, porque el delincuente cambió los datos de ingreso, cortó la comunicación y comenzó a operar.

Al pedir ayuda a un empleado del banco, la víctima rápidamente pudo comprobar que no sólo la otra persona le había arrebatado el control de su caja de ahorros, sino que además había solicitado un préstamo inmediato de 170 mil pesos, dinero que había cobrado y transferido a otra cuenta. Por recomendación de la entidad, se acercó al Departamento policial y radicó su denuncia por estafa.

Allí, los efectivos iniciaron algunas pesquisas de rigor y lograron establecer que, como sucede en muchos casos, el llamado del estafador provenía de Córdoba, lo que en general no permite que los investigadores continúen la causa por no tratarse de su jurisdicción. Sin embargo, un sorpresivo hallazgo les permitió avanzar: el dinero recibido en calidad de crédito había sido transferido a una cuenta de un banco neuquino.

allana-estafas-muni.jpg
La Policía allanó la casa de la empleada municipal en el marco de una investigación por estafas.

La Policía allanó la casa de la empleada municipal en el marco de una investigación por estafas.

"A partir de ahí, empezamos a trabajar más fuertemente, determinamos su servicio de telefonía, hicimos un trabajo de relevamiento de información con el banco y pudimos establecer que además recepcionó más sumas de dinero similares en esos días, entre ellas la de alguien oriundo de La Pampa, por $145 mil, también producto de una estafa. Por lo que también se trabajó en conjunto con la Policía de esa provincia", confió Pamich.

Según evidenciaron los movimientos observados en la cuenta de la sospechosa, la mujer se quedaba con un "porcentaje", entre 25 y 30 mil pesos, para luego transferir el dinero restante a otras cuentas, demostrando que las estafas cometidas eran un complejo ardid con la colaboración de varias personas.

Con toda la prueba recabada, los investigadores remitieron un informe a la Fiscalía de Asignación de Casos, a cargo de Diego Azcárate, quien dispuso el allanamiento del domicilio de la investigada, en Cuenca XV.

Lamentablemente, al momento de la diligencia realizada este martes, la mujer ya no se encontraba presente, pero aún así los efectivos requisaron el lugar y lograron el secuestro de cinco teléfonos celulares, tarjetas de crédito y débito, comprobantes de pago y de apertura de cuenta, tickets de extracciones de dinero, entre otros papeles de interés para la causa.

No obstante, lo que terminó de sorprender a los investigadores fue el hallazgo de documentación que demuestra que la sindicada es una empleada municipal que se desempeñaría en el área de Seguridad. La Policía se encuentra a la espera de la certificación del municipio para conocer exactamente su rol en el organismo y su antigüedad.

Asimismo, en la vivienda se hallaron unos 4 mil pesos en efectivo y, en el patio, dos plantas de marihuana de más de 3 metros de altura, tamaño inusual para los pesquisas. Dos paquetes con la misma sustancia y una pipeta también fueron secuestrados.

En el lugar sólo fueron identificados el marido de la empleada municipal, de 42 años, y una de sus hijas, de 15.

Ahora, el personal a cargo de la investigación se encuentra a la espera del registro de más movimientos de la cuenta de la mujer, para avanzar en la investigación y determinar a cuántas estafas se la puede vincular y cuál fue su rol en ellas.

Lo más leído

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

8% Me interesa
54.4% Me gusta
0.8% Me da igual
2.4% Me aburre
34.4% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario