La caída de la construcción pasa factura a los obreros

En Neuquén la actividad bajó un 16% y se perdieron 1600 empleos.

FRANCISCO CARNESE
carnesef@lmneuquen.com.ar

NEUQUÉN
Entre noviembre de 2015 y abril de este año la actividad de la construcción en la provincia de Neuquén cayó un 16 por ciento. El número se tomó en base a distintos informes que elabora el Instituto de Estadística y Registro de la Industria de la Construcción (IERIC) respecto de las altas y bajas que dan las empresas, como también a la venta de cemento, hierro y otros materiales del rubro.

De esas estadísticas se desprende un dato más que preocupante: entre finales de noviembre y la primera quincena de enero se perdieron 1600 puestos de trabajo.

Las principales razones están centradas en la devaluación, los efectos inflacionarios, la discontinuidad de los planes Procrear y las altas tasas de interés que ofrecen hoy los bancos para cualquier tipo de crédito.

Otro elemento que incidió en Neuquén fue que, al concluir la entrega de unas 800 viviendas del Plan Federal de Nación, este no se reactivó. Por esta razón, desde la Provincia se están haciendo gestiones con el gobierno de Mauricio Macri para que se vuelva a implementar.

Paralización
"Con el cambio de gobierno hubo una parálisis. En noviembre teníamos 12.400 obreros trabajando en la construcción y se perdieron 1600 puestos de trabajo, ahora la situación está estabilizada pero necesitamos que la actividad se empiece a mover otra vez", indicó Víctor Carcar, secretario general de la UOCRA Neuquén.

"Las empresas que contratan frenaron porque la expectativa de compra de viviendas y departamentos también bajó, nuestra actividad es la primera que se para ante la devaluación, lo mismo sucedió en 2012", explicó.

A nivel país, y comparando el primer cuatrimestre de este año con igual período de 2015, la baja en la construcción se ubica en el 10,3 por ciento, con una fuerte caída en abril del 24%, la mayor desde el 2002 (26,7%), mientras que febrero y marzo mostró bajas interanuales en torno al 6 por ciento.

Ante este panorama, las expectativas de la UOCRA en Neuquén están centradas en el ambicioso plan de obra pública que el gobierno nacional anunció el mes pasado, en el que se prevé invertir 220.000 millones de pesos para agua potable, cloacas, viviendas e infraestructura.

También en la construcción de la represa Chihuido I, donde se estima una contratación directa de 18.000 obreros, además de los puestos de trabajo que se generarán en forma indirecta en toda la zona centro del territorio neuquino.

"El objetivo nuestro es trabajar con el gobierno provincial y nacional. En toda crisis tiene que haber una oportunidad, estamos muy cerca de que se concrete lo de la represa y esa puede ser una salida muy importante para nuestro sector", planteó Carcar.

CIFRAS
6,4% disminuyó la venta de cemento en Neuquén.
El dato se registró en abril en la provincia. La cifra corresponde tanto a bolsa como a granel. Es el principal insumo que marca el ritmo de la actividad. El dato de la IERIC lo ratifican también los grandes corralones y empresas que comercializan este producto.
24% se desplomó la actividad en abril a nivel nacional.
Se trata de la mayor caída que registra el índice desde agosto de 2002, cuando había mostrado un desplome del 26,7% interanual en la medición con estacionalidad. En el primer cuatrimestre del año hubo una merma del 10,3% en relación con enero-abril del 2015.


Hay 1300 obras con créditos Procrear que están frenadas

NEUQUÉN
Un elemento central de la baja en la construcción en la provincia fue la discontinuidad de los planes Procrear. En la actualidad, 1300 de estos emprendimientos quedaron frenados por la devaluación de finales del año pasado, que elevó de manera considerable tanto los costos de mano de obra como de materiales. Las pocas obras que continuaron lo hicieron porque sus propietarios las afrontaron con recursos propios, ya que los 650 mil pesos promedio que se adjudicaban a los beneficiarios de estos planes quedaron desactualizados.

Por otro lado, el proyecto de saldar los juicios a los jubilados dejó a la Anses sin recursos para atender cualquier otra necesidad, entre ellas, los futuros Procrear.

Estos créditos habían sido lanzados por el gobierno de Cristina de Kirchner en su segundo mandato como un instrumento para promover los préstamos hipotecarios. Uno de los principales beneficios era la tasa subsidiada, que partía del 2 por ciento para las familias más pobres y llegaba hasta el 14 por ciento en los casos de ingresos medios.

El gobierno de Mauricio Macri dejó sin presupuesto el financiamiento futuro del Procrear. Si bien se había anunciado un relanzamiento con cuotas indexadas por UVI, quedó en la nada.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído