El clima en Neuquén

icon
22° Temp
49% Hum
LMNeuquen IFE

La mitad de los beneficiarios del IFE se bancarizó

Un informe del Banco Centra de la República Argentina dio detalles de cuántas personas que cobraron el IFE tuvieron que abrir una cuenta nueva para hacerlo.

Casi 9 millones de argentinos recibieron en tres oportunidades el Ingreso Familiar de Emergencia (IFE), canalizado a través de la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses), un plan social nacido en plena pandemia del coronavirus para ayudar a las familias más vulnerables del país. El 53% de esos beneficiaros abrió una cuenta bancaria para recibir el bono.

Estos datos surgen de un informe emitido este martes, 10 de noviembre, por el Banco Central de la República Argentina (BCRA), denominado Informe de Inclusión Financiera. Señala que en el segundo trimestre del año se abrieron 4.8 millones de nuevas cuentas bancarias.

Te puede interesar...

"El 54% (de los 9 millones de beneficiarios del IFE) ya poseía una cuenta al momento del cobro, lo que le permite concluir que un 78% de las personas con mayor grado de vulnerabilidad socioeconómica del país poseía al menos una cuenta bancaria", dice el informe del BCRA.

¿Y el IFE 4?

El Gobierno nacional evalúa desde el pasado mes de octubre qué hacer con el Ingreso Familiar de Emergencia (IFE). El dilema que se instauró en Casa Rosada ha planteado dos opciones: eliminarlo o pagar un IFE 4 "focalizado", que apunte a un número de beneficiarios menor a los 9 millones de argentinos que recibieron el plan social de la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses) en tres oportunidades anteriores.

Fuentes oficiales han confirmado este lunes, 9 de noviembre, al diario La Nación, que el IFE 4 será abonado por la Anses, pero únicamente a 2.500.000 de personas, esto se traduce en una reducción de más de 6 millones de argentinos.

¿Cuánto ha gastado el Gobierno?

Hasta el pasado 5 de octubre, el Tesoro argentino ejecutó un paquete de medidas económicas que comprometieron un gasto público de $941.328 millones de pesos, según información de la Oficina de Presupuesto del Congreso (OPC). A eso hay que sumarle la reasignación de ingresos por otros $96.210. Esto surgió por la necesidad de ayudar a los sectores más vulnerables de la Argentina, un país que debate la reapertura de actividades en medio de la pandemia de coronavirus y el aumento de contagios en todo el territorio.

Según un informe de la OPC, el costo fiscal de todo ese paquete de ayudas quedó por encima de los $1,03 billones, lo que equivale a dos meses de recaudación y a un promedio diario de $5.183 millones de pesos.

Además, de esos $941.328 millones, cerca de $359.392 millones de pesos fueron destinados a gastos de índole social, lo que representa el 1,33% del Producto Interno Bruto (PBI). Cada uno de los tres pagos del IFE implicaron un desembolso total de $90.000 millones de pesos para unos 9 millones de argentinos. Según la Anses, de esos 9 millones de personas, el 61,5% tienen menos de 35 años de edad. Más del 30% de los hogares que recibieron el IFE también reciben la AUH y la AUE, que son planes canalizados por la Anses.

Lo más leído

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
0% Me aburre
0% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario