La neuróbica, un gimnasio que mantiene joven al cerebro

Juegos simples que permiten regenerar las conexiones neuronales.

Buenos Aires.- Así como acudimos al gimnasio o practicamos algún deporte para ponernos en forma y aumentar la musculatura, también podemos desarrollar las capacidades cognitivas a partir de entrenar el cerebro.

Justamente a eso responde la neuróbica (o brain fitness), una actividad que, sustentada en el concepto de neuroplasticidad, ayuda a evitar el declive cognitivo asociado a la vejez, un problema que afecta a 35,6 millones de personas y aumenta en 7,7 millones cada año, según la Organización Mundial de la Salud (OMS).

La neuroplasticidad indica que nuestro cerebro es capaz de adaptarse al medio por sí mismo, generando nuevas conexiones e incluso nuevas neuronas en ciertas áreas del cerebro. La neuróbica -también llamada gimnasia cerebral o mental- se aprovecha de esta habilidad para optimizarla al máximo.

La actividad nació como una corriente en Estados Unidos. Creada por el educador Paul Dennison, que en 1969 acuñó el concepto de kinesiología educativa en su Centro de Aprendizaje de California, la gimnasia cerebral se propone equilibrar el uso de ambos hemisferios para lograr un mayor nivel de concentración y creatividad, mejorar las habilidades motrices y propiciar el aprendizaje.

86.000 millones de neuronas se calcula que tiene el cerebro humano, según los últimos estudios.

Esta gimnasia para el cerebro es utilizada también como una herramienta para solucionar problemas de lectura, escritura, dislexia o hiperactividad.

Consiste en una serie de 26 movimientos corporales sencillos que ayudan a conectar ambos hemisferios del cerebro, y que se recomienda realizar todos los días durante 30 segundos y repetirla 10 veces.

Uno de ellos es bastante conocido e implica poner una mano en el ombligo y con la otra dibujar círculos en el pecho en el sentido de las agujas del reloj. Otro, menos popular, es presionar las mejillas con las yemas de los dedos y simular un bostezo. Según explican, este simple ejercicio estimula la expresión verbal y la comunicación, oxigena el cerebro, relaja la tensión del área facial y mejora la visión.

Pero no termina ahí. Nuevas perspectivas amplían el entrenamiento mediante distintos programas destinados a trabajar las funciones cognitivas específicas, como la memoria, la atención y la velocidad de procesamiento, a partir de juegos de ingenio o resolución de problemas.

Incluso sitios como UnoBrain, un gimnasio virtual que cuenta con una versión gratuita y en español (sólo hay que abrirse una cuenta), ofrece programas de neuronutrición y planes de ejercicio físico personalizados que también ayudan a mejorar el rendimiento del cerebro.

Beneficios para todas las edades

Algunos de los beneficios que se le atribuyen a la neuróbica, una actividad para toda edad:
-Previene el alzheimer.
-Entre los 5 y los 25 años mejora atención, la concentración, la memoria, la integración con compañeros y las relaciones con padres y profesores.
-De los 26 a los 35 años ayuda a tener confianza en entrevistas, hablar en público con seguridad y soltura, y mejorar relaciones con jefes y parejas.
-En la tercera edad contrarresta el estrés, y recupera y refuerza motricidad y memoria; también impide la dislalia (dificultad para articular palabras).

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído