Le dijeron que su hijo estaba secuestrado y le sacaron 15 mil pesos

Un vecino de Centenario mantuvo una comunicación telefónica por casi siete horas con los estafadores que le iban dando diferentes órdenes.

Un sábado de terror pasó un vecino de Centenario cuando recibió un llamado extorsivo por parte de unos desconocidos para decirle que tenían secuestrado a su hijo de 16 años. Por casi siete horas mantuvo una comunicación telefónica con los estafadores, quienes le hicieron depositar un total de 15 mil pesos.

Todo comenzó alrededor de las 9.30, cuando César Esteves recibió un llamado telefónico de un número privado. "En un principio me hicieron creer que mi hijo estaba accidentado y me imagine lo peor y de ahí en más lo único que hice fue estar esclavo de esta situación", relató el vecino a LU5 y agregó que justo esa noche no había dormido en su casa, sino que se había quedado en lo de la madre.

"Me dicen que mi hijo está muy nervioso y llorando, por lo que no podían pasarme con él y enseguida me informar que no era un accidente, sino un secuestro", explicó César, a quien obligaron a mantener el celular encendido hasta las 16, cuando los estafadores concluyeron su delito. Para mantener en vilo la conversación, los delincuentes le ordenaron realizar una carga virtual de 500 pesos a Telefónica control.

Luego, le dijeron que realice un depósito en un Pago Fácil por un monto de 3.300 pesos a una cuenta personal, "ellos calculaban todo lo que me iban a cobrar en el negocio". Tras ese primer pago, César debió esperar en una plaza hasta la próxima orden, que fue otro depósito, por lo que volvió a su casa y buscó más dinero. En total, el vecino le giró a los estafadores cerca de 15 mil pesos en distintos centros de pago.

Pasado el mediodía lo hicieron viajar hasta Neuquén capital, donde estuvo casi una hora en el Parque Central esperando porque liberasen a su hijo del supuesto secuestro. "En un momento me dicen, bueno volvete a Centenario y fue la primera vez que me dijeron que apague el celular y que cuando llegue lo vuelva a prender", contó Esteves.

Detalló que al subirse al taxi que lo llevó de vuelta a su casa, inmediatamente apagó el equipo y le comentó al taxista lo que le sucedía, siempre pensando que lo perseguían, tal como le habían dicho. "Ahí me doy cuenta que podría ser un cuento del tío, antes tenía una sospechas, pero pensé que se habían llevado a mi hijo y no supe reaccionar", relató el vecino, quien al volver a Centenario fue hasta la casa de la madre de su hijo y comprobó que el adolescente estaba allí. "Ni bien supe que mi hijo estaba ahí, fui corriendo a la Comisaría a hacer la denuncia".




Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído