Le patearon la cabeza y lo mataron por un cigarrillo

Fue la semana pasada en un carrito de panchos del centro. La víctima agonizó cinco días hasta que murió en el hospital Regional.

NEUQUÉN
Se encontraron en el carro de panchos, le pidieron un cigarrillo, se negó y lo apuñalaron con un destornillador. Murió tras cinco días de agonía.

El joven de 27 años fue identificado como Gastón González, quien fue atacado por José Leonardo López y Melisa Aedo, el miércoles 29, en la esquina de Avenida Olascoaga y San Martín a las 2 de la mañana.

Luego de recibir la puñalada que le asestó López con el destornillador, González cayó al piso, donde fue pateado por el agresor y también por Aedo.

La víctima quedó tendida en la vereda, mientras que los dos atacantes se subieron a un auto y se fueron del lugar. Todo quedó registrado en las cámaras de seguridad que hay en el sector.

En un primer momento, cuando concurrieron los médicos al lugar, creyeron que la herida más grave era un puntazo en el ojo, pero luego se supo que una de las patadas “le desconectó el cerebro”, explicó un investigador.

Los dos atacantes fueron acusados de lesiones gravísimas en un primer momento y el hombre quedó con prisión preventiva, porque tenía antecedentes. Se espera que en los próximos días se les reformulen los cargos y pasen a ser homicidio.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído