Llevaban carne escondida y les escupieron el asado

Trabajadores de un frigorífico querían robarla, pero fueron delatados.

Santa Fe.- Cinco trabajadores de un frigorífico ubicado en la localidad santafesina de Recreo fueron arrestados cuando intentaban robar distintos cortes de carne vacuna que camuflaron en forma artesanal, adheridos con cintas a sus cuerpos. Se trata de empleados del frigorífico Recreo Sur, quienes fueron capturados por la presunta comisión del delito de hurto.

El hecho ocurrió cerca de la medianoche del jueves, luego de que los empleados culminaran su jornada laboral. Estos llevaban la mercadería “puesta” cuando trataron de salir por la puerta del establecimiento, como lo hacen todos los días y como si nada. Pero la actitud sospechosa o el bulto que les sobresalía de entre las ropas (parecía que todos habían engordado repentinamente unos cuantos kilos) no fue lo que hizo que los pescaran con la carnes en la barriga -todavía del lado de afuera-, sino una denuncia anónima que alertó a la Central de Emergencias 911 sobre lo que iba a ocurrir. Entonces, los policías se apostaron en el portón de salida junto al personal de la empresa de seguridad privada, y sorprendieron a los trabajadores que, uno en uno, fueron revisados a medida que abandonaban la fábrica. Claro, los ladrones no contaban con que alguien podría llegar a delatarlos y descubrirles el juego.

5 Los empleados que quisieron robar la carne

La empresa no quiso dar demasiados datos, por lo que no está claro cuántos kilos de carne estaban intentando llevarse.

Así, a cuatro de ellos les encontraron los bultos, que estaban ocultos bajo sus ropas, entre el tórax y el abdomen, adheridos a sus cuerpos con papel film, del que se utiliza para envasar. Un quinto sujeto, bastante menos sutil y meticuloso, llevaba directamente la mercadería dentro de una bolsa apenas tapada con algunas prendas de vestir.

Los cinco fueron detenidos y trasladados hasta dependencias del Destacamento Recreo, donde quedaron a disposición de la fiscal en turno, Gabriela Arri, todos acusados de tentativa de hurto.

Según la Policía de la provincia de Santa Fe, estos cinco hombres son oriundos de la ciudad de Reconquista y, unas horas después de haber ingresado a la comisaría local, recuperaron su libertad.

Escudadas en el secreto de sumario, las autoridades del frigorífico se negaron a brindar alguna declaración sobre lo ocurrido durante la noche del jueves, aunque se sabe que los investigadores todavía buscan conocer si esta fue la primera vez que los empleados practicaban este robo hormiga, cual “mula fronteriza”, o si ya era una modalidad habitual en ellos atarse los cortes de carne de manera casi anatómica, taparse con la ropa y salir caminando como si no llevaran nada.

Como las “mulas traficantes”

Los muchachos tomaron unos cuantos cortes y, con papel film, se los adhirieron al cuerpo, con el fin de camuflarlo debajo de sus ropas y darse la gran panzada el fin de semana. No contaron con que alguien se enterara, hiciera la denuncia y la Policía los esperase en la puerta.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído