Los acusados por la muerte de su beba harán tareas comunitarias

neuquén.- Como estaba previsto desde el mismo día que se los acusó por homicidio culposo, la pareja de jóvenes que intentaron un parto domiciliario que derivó en la muerte de la beba evitaron el juicio luego de un acuerdo entre partes.

Los jóvenes de 34 y 26 años deberán realizar 5 horas de trabajo comunitario en un comedor de la ciudad, durante 6 meses; hacer un curso de parto responsable dictado especialmente por el personal de obstetricia del Hospital Castro Rendón, a donde deben donar dos doopler, que utilizan los médicos para escuchar los latidos de los bebés.

Luego de lograr el acuerdo, fue la jueza de Garantías Carolina García quien le explicó a LM Neuquén: “Entendí que hay una pena natural, que la pareja va a cargar toda su vida con un bebé muerto y esto lo tuve en cuenta para analizar la razonabilidad del acuerdo al que arribaron las partes”.

También García instó a que en Neuquén se legisle sobre los partos domiciliarios: “Esto debe servir para tomar conciencia y los recaudos que se deben tomar en estos casos”.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído