Los goles de Carlitos que ya van a venir...

Hace 4 partidos que Boca no la emboca. Tevez se quejó por la falta de juego y habló de todo.

Buenos Aires.- Es verdad que el fútbol no tiene lógica, pero se podría asegurar que es improbable que un equipo pueda salir campeón sin tener un nueve que mande la pelota a la red. Hace rato que la alarma por la falta de goles se encendió en Boca, pero cobró otra dimensión al finalizar el clásico en cero sin patear un tiro al arco y sumar cuatro juegos consecutivos sin marcar.

Un karma que sufre el Xeneize teniendo en cuenta que metió cinco goles en nueve partidos entre torneo y Copa, dos menos que el goleador del torneo, Fabián Bordagaray (Defensa y Justicia). Y hay que tener en cuenta que cuatro de esas conquistas fueron en un solo partido: frente a Newell's en la Bombonera. El otro fue para el 1-0 ante los sanjuaninos de visitante.

A principios de año, cuando se planeaba la vuelta de Daniel Osvaldo, se suponía que iba a haber superpoblación de nueves. En consecuencia, Boca tomó una decisión con un costo altísimo. Dejó ir a su goleador Jonathan Calleri al San Pablo. Así, Boca se quedó con Osvaldo (ahora lesionado) y con un Carlos Tevez que tiene pocas ganas de jugar cerca del área. Andrés Chávez, de buen verano, fue la alternativa para ocupar el puesto, pero tiene la pólvora mojada.

Lo del Apache es tema aparte porque cuando está bien, como contra Newell's, es letal o genera situaciones para sus compañeros. Sin embargo, Carlitos no es el de la Juventus ni el que terminó jugando en 2015. Tampoco tiene la voluntad para jugar de punta y aguantarse las arremetidas de los centrales. Prefiere bajar y conectarse con la elaboración de juego.

"Primero hay que generar juego para poder meter goles. Ahora, Guillermo me pide que juegue de nueve, pero la pelota no me llega". Carlos Tevez. El delantero se excusó.

"Entiendo que de la rodilla está bien. Si Carlos Tevez me dice que no está al cien por ciento, soy el primero en sacarlo". Guillermo B. Schelotto. El DT de Boca piensa en el partido de Copa ante el Bolívar.

Más picante que en el área

Tras el Súper, Carlitos habló, y no se salvó nadie. Deslizó cuestionamientos al Vasco y al Mellizo, reveló qué comentarios le molestan y no descartó su salida del país.

"Cuando dije que no éramos el Dream Team, decían que yo abría el paraguas. Pero lo decía en serio. Uno eso lo veía, te lo da la experiencia. Vivo de esto y sabía que al equipo le iba a costar", añadió.
"Decían que yo no lo bancaba al Vasco, pero estaba jugando en una pierna. Esas cosas me molestan. Para mí hubiera sido fácil quedarme en una camilla, y si estoy peleado listo, lo echaban a los dos partidos por lo mal que jugaba el equipo", tiró. "Hablan pelotudeces de si soy un jugador
malintencionado o no, por las cosas que pasaron con Ham o Unsain. Hacen daño porque tenés a un colega lesionado, con una familia detrás, y molesta. El que sabe de fútbol sabe que es mi manera de jugar, pero no fue intencional", remarcó, y aunque aclaró que no se arrepiente de volver, le apuntó al hincha que el domingo recibió con insultos al plantel en el hotel. "Para mí fue mandado, estoy seguro. Es obvio que en Boca hay muchos intereses. Me saqué la ropa de Boca, di la vuelta y fui a buscarlo, pero ya no estaba".

El Guille ya piensa en la rotación

La agenda xeneize es intensa y tras una semana de clásicos, el jueves jugará su tercer partido por el Grupo 3 de la Copa Libertadores en la altura de La Paz contra el Bolívar, que viene de golear por 5-0 al Cali.

En consecuencia, el equipo que dirige Guillermo Barros Schelotto podría viajar a La Paz con un mix entre habituales titulares y suplentes para cuidar el físico de sus jugadores. En este sentido, el entrenador espera la evolución de su figura Carlos Tevez, que viene arrastrando una sinovitis en una rodilla y que ayer tuvo una frase polémica respecto de la exigencia física: "El Melli nos pide que presionemos en toda la cancha, pero no estamos físicamente para eso", afirmó el Apache. Al respecto, el DT sostuvo que de no estar al máximo de sus condiciones, no jugará el partido.
En otro orden, el delantero desmintió que se quiera ir del club en junio. "Uno no se va a escapar, vine a Boca para poner las cosas en su lugar y ganar muchos campeonatos. El pensamiento de irte siempre está, pero creo que es muy difícil", aclaró.

En tanto, el que ayer comenzó a trotar fue Daniel Osvaldo luego de estar ausente de las canchas por la fractura del quinto metatarsiano del pie izquierdo.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído