Mi hermano es un clon, en crisis

El pobre rating de la ficción, que marca un promedio de 7,1 puntos, hace que se produzcan rebajas en los sueldos del elenco.

El bajo rating sumado a los enojos en Canal Trece y de Marcelo Tinelli generaron los rumores de un final apresurado para Mi hermano es un clon. Sin embargo, las autoridades de la señal apostarán por una fuerte vuelta de tuerca para ver si pueden lograr que la ficción protagonizada por Nicolás Cabré levante cabeza.

Según La Pavada, sólo se les renovará contrato a los protagonistas de la tira: Cabré, Gimena Accardi y Flor Vigna. El resto del elenco, más allá de alguna excepción, será rebajado a bolo.

Esto podría generar a futuro mucho más malestar del que ya hay actualmente, porque implica, además del recorte de escenas de muchos actores que cumplían un papel secundario en la trama, una rebaja salarial. El bolo actoral en tira se encuentra remunerado entre las cifras de $1975 a $2882, según la página de la Asociación Argentina de Actores.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído