Nación ofrece una millonaria recompensa para quienes den datos de los asesinos de Aigo

El Ministerio de Seguridad suma 1,5 millones más a los 850 mil que ya ofrecía provincia.

El Ministerio de Seguridad de la Nación ofrecerá tres millones de pesos de recompensa para dar con el paradero de los responsables del asesinato del policía de Neuquén, José Aigo, que se suman a los 850 mil que ya ofrecía la provincia de Neuquén.

A través de la resolución ministerial se ofrece 1,5 millones de pesos de recompensa destinada a aquellas personas que, sin haber intervenido en el hecho delictual, brinden datos útiles que sirvan para dar con la aprehensión de Jorge Antonio Salazar Oporto y de Alexis Alfredo Cortes Torres.

Los dos prófugos integran grupos terroristas chilenos, los cuales operarían dentro de las comunidades mapuches asentadas a ambos lados de la cordillera. Ambos ciudadanos chilenos se encuentran prófugos y con pedido de captura internacional.

La medida que establecerá la recompensa, fue solicitada por la Fiscalía General del Ministerio Público Fiscal de la provincia de Neuquén, a cargo de José Gerez, quien se reunió AYER con la ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich.

"Neuquén tiene recompensa de 850 mil pesos, lo que hace esta medida asigna una recompensa 1,5 millones que se suma a lo que ofrece la provincia por cada uno", explicó el fiscal en declaraciones a LU5 y agregó que ahora se ofrece 2,3 millones por cada uno de los prófugos.

"Es para la persona que aporte datos fehaciente que la fiscalía corroborará si es un aporte determinante", dijo y añadió: "No cabe duda que quienes lo mataron fueron Salazar y Torres, queda recapturarlos".

El crimen

Torres y Salazar son investigados por ultimar a balazos en marzo de 2012 al sargento ayudante de la Brigada Rural del Neuquén, José Eduardo Aigo, tras un control vehicular efectuado cerca de San Martín de los Andes.

El sargento y otro oficial detectaron una camioneta Mitsubishi blanca que se encontraba detenida sobre la ruta provincial 23, en Pilo Lil, con tres hombres a bordo, entre ellos uno de los hijos del ex intendente de San Martín de los Andes, Juan Marco Fernández, de 26 años, quien conducía el rodado y quedó demorado e imputado en la causa como partícipe del crimen.

Los policías se habían acercado a la camioneta, y les pidieron a los ocupantes sus respectivas identificaciones, pero uno de los pasajeros de la camioneta abrió fuego contra Aigo.

Los prófugos

Jorge Antonio Salazar Oporto (alias Juan Carlos), de 56 años de edad, es buscado por la Justicia chilena por el homicidio de un carabinero en 1997. Ostenta un puesto de jerarquía militar en el Ejército Guerrillero de los Pobres-Patria Libre (EGP-PL), escisión del Movimiento de Izquierda Revolucionaria.

El Frente Patriótico Manuel Rodríguez (FPMR) y el Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR) emitieron un comunicado donde se adjudicaron la muerte del policía argentino. Se sospecha que la intención de los hombres era realizar un “operativo de retorno” a Chile o llevar dinero a la organización.

El otro prófugo es Alexis Cortés Torres, de 43 años de edad, miembro del Frente Patriótico Manuel Rodríguez.

LEÉ MÁS

Gerez tiene apoyo de Bullrich para combatir a la RAM

Bautizan un espacio de la memoria en honor a Chino Aigo

Familiares y amigos recordaron a Aigo a cinco años de su asesinato

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario



Lo Más Leído