El clima en Neuquén

icon
23° Temp
40% Hum
La Mañana Marcelo Bielsa

Un DT con hinchada propia

Marcelo Bielsa es reconocido por ser portador de valores perdidos en un deporte donde prevalecen los intereses.

Pasión, compromiso y coherencia. Tres características esenciales de un hombre admirado en varios países (Chile, Francia, España, Inglaterra, ahora Uruguay), y reconocido por ser portador de valores perdidos en un deporte donde prevalecen los intereses. Podríamos afirmar que es el único director técnico con hinchada propia, y de quien los futboleros, y los que no lo son, hacen de él un personaje de culto. Marcelo Bielsa, es un personaje único, que felicita a un colega (Lionel Scaloni) que salió campeón del mundo así: “Un muy buen equipo, de autor, en su primera experiencia. Felicitaciones de verdad”.

Elogiado por Pep Guardiola, entre otros tantos técnicos del mundo, “El Loco” no tiene su lugar en la historia del fútbol argentino salvo en Newell’s y Vélez donde consiguió títulos en los años ‘90. Aquella eliminación en primer ronda de la selección argentina en Corea/Japón 2002 no la pudo superar y hasta llegó a autodefinirse como un especialista en fracasos.

El jueves, la Bombonera recibió a este rosarino de 68 años de manera indiferente, con tibios aplausos. Llegó allí asumiendo un nuevo desafío como director técnico de la selección uruguaya de fútbol a la que ya le impuso su estilo con un juego intenso y preciso que a sus hinchas los ha hecho ilusionar.

Su hermano Rafael dijo alguna vez que Marcelo es un utopista “alguien que por concepción sueña una utopía y por convicción no teme”. Acaso Bielsa, “El Loco” es el símbolo de todo lo que el fútbol debería ser por aquello que alguna vez dijo “Si no le ofrecemos al hincha el fútbol como elemento estético lo estamos empeorando como seres humanos”.

El mensaje lo dirigió sobre todo a los más pobres que “muchas veces sólo tienen el fútbol para encontrar satisfacciones”. Un Bielsa puro.

Te puede interesar...

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario