El clima en Neuquén

icon
Temp
80% Hum
La Mañana Falcon

Vendedor de miel no puede pagar la multa del Falcon y remata la reliquia

¡Oportunidad! Ante la imposibilidad de sacarlo del Corralón cipoleño, Ariel tomó la difícil decisión ya que "antes que perderlo".

Si bien ya pensaba desde antes desprenderse de la reliquia, el vendedor de miel optó ahora por bajar considerablemente sus pretensiones económicas para acelerar la venta de su famoso Ford Falcon a raíz de no disponer del dinero para retirarlo del Corralón, donde el vehículo se encuentra retenido tras un control de alcoholemia. “Y antes que perderlo, prefiero rematarlo ya”, confiesa Ariel a LM Cipolletti.

Lo cierto es que el desesperado hombre, que pensaba recaudar “entre 2.100.000 o 2 palos limpios”, dadas las circunstancias se conforma con “1.800.000”. “Lo liquido pero tampoco lo regalo, menos que eso no puedo”, dice. Y aclara, por las dudas, contar con todo en regla.

“La persona viene, yo retiro el auto, le hago el boleto de compra venta, hacemos todo en una escribanía, con firma certificada. Firmo el 08, el auto es legal, no tiene ningún problema, cuenta con toda la documentación y está en perfecto estado”, asegura el hombre sobre el procedimiento de venta. Y hasta deja su teléfono para los interesados: 291-6439714.

“El que lo compra se lleva un caño, un fierro histórico”, elogia a su máquina el laburante que ahora traslada la miel en colectivo desde Allen hasta la Ruta 22 o Ruta Chica en Cipolletti.

La polémica con el Falcon

Como contamos en LMC, Ariel fue despojado de la reliquia en un control de alcoholemia realizado días pasados en el puente 83. El hombre jura y perjura que se lo quitaron ilícitamente y desde el área de Seguridad Vial de la policía afirman que en verdad se negó a realizar el test de alcoholemia y por eso se procedió a sustraerle el auto.

El vendedor de miel sin su Falcón.
Ariel se quedó a pie pero no se queda de brazos cruzados.

Ariel se quedó a pie pero no se queda de brazos cruzados.

Según el popular comerciante, “volvía desde Cipo rumbo a mi casa en Allen cansado y estaban haciendo el operativo. Paré al costado de la ruta y nada, solo había un policía con una Itaka que me miraba pero no más que eso. Pasaron varios segundos y decidí seguir. Cuando estaba llegando a la estación de servicio de la YPF, ya en Oro me detuvieron y me preguntaron ‘por qué había escapado’. Me pidieron la documentación, carnet, seguro, les entregué todo. Me dijeron ‘el auto va a quedar secuestrado’, les pregunté por qué y me contestaron ‘por fuga, evadir control policial y no sé cuántas cosas más. Esto me sale 500 mil pesos, más acarreo y estadía en el corralón”.

Por su parte, desde Tránsito dieron una versión contrastante y aseguran que solo hicieron cumplir las normas. “Se procedió a la retención preventiva por alcoholemia positiva ante la negativa del vehículo Ford Falcon dominio VAJ693, cuyo conductor se negó a realizar test de alcoholemia y a firmar actas labradas”, reza el informe oficial.

La historia de la reliquia

“Lo tengo hace 6 años, se lo compré a un amigo, es a gas. Yo traía con un trailer unos 500 ó 600 kilos de miel desde Pedro Luro, en la zona de Bahía Blanca, provincia de Buenos Aires, y este me parecía un tractorcito para esa tarea... Es un caño de verdad”, destaca a su “noble compañero”.

Asume que una vez que se desprenda del histórico coche se perderá, en parte, esa identificación de los clientes con su emprendimiento.

“Muchos me dicen ‘no vendas el Falcon porque no te vamos a encontrar’… Donde quiera que vaya me reconocen por el auto. Una señora un día me dijo ‘soy de Bariloche y ando buscando miel y me dijeron que le compre al del Falcon. Y se llevó como 10 kilos para su ciudad. Todos me identifican como ‘el del Falcón clarito”, recordó en su momento la anécdota.

A la 1, a las 2, a las 3… Falcon de colección se remata.

Te puede interesar...

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario