El clima en Neuquén

icon
20° Temp
37% Hum
La Mañana robo

Comisario fusilado en un intento de robo de su moto

El efectivo de la Policía Bonaerense fue atacado cuando esperaba a su esposa a la salida de su trabajo. Ocurrió en Banfield, Lomas de Zamora.

Un comisario de la Policía bonaerense fue asesinado de cuatro tiros por delincuentes que intentaron robarle la moto cuando esperaba a que su pareja saliera de trabajar en una farmacia de la localidad de Banfield, Lomas de Zamora, y por el crimen hay un aprehendido, quien le confesó a su pareja que se mandó “una macana”.

El hecho ocurrió el domingo, alrededor de las 20:55, cuando el comisario Gustavo Romero (43), quien se desempeñaba en la delegación La Plata de la División Crimen Organizado, aguardaba vestido de civil y a bordo de su moto Kawasaki a que su esposa saliera de trabajar de un local ubicado en Hipólito Irigoyen y Vieytes, de dicha localidad de la zona sur del conurbano.

En esas circunstancias, varios delincuentes armados que se desplazaban a bordo de cuatro motocicletas intentaron robarle la suya, por lo que el comisario se resistió con su arma reglamentaria y, en medio de un tiroteo, fue atacado a balazos. Luego, los asaltantes, que de acuerdo a lo que pudo observarse en las imágenes de las cámaras de seguridad de la zona eran al menos siete, huyeron del lugar sin robar la moto de Romero, aseguraron testigos del hecho.

La secuencia, de apenas 25 segundos, quedó registrada en una cámara de seguridad de la zona, en cuyas imágenes se observó cómo cinco delincuentes regresan sobre el policía y se dan rápidamente a la fuga tras el ataque, que comandó uno de ellos. En el tiroteo, el comisario recibió cuatro disparos -dos en el tórax, uno en su espalda y el restante en la cabeza-, por lo que debió ser trasladado de urgencia al hospital Gandulfo, donde finalmente falleció.

Embed - Mataron a un comisario: ¿Fue un ajuste de cuentas?

La víctima era hermano del inspector de la Policía Federal Argentina (PFA) Diego Romero (35), quien también fue asesinado a balazos en un enfrentamiento con delincuentes ocurrido el 16 de diciembre de 2012 en Lanús. Fuentes policiales señalaron que intervinieron en el lugar del hecho agentes de la comisaría 2da. de Banfield, quienes encontraron al menos seis vainas servidas en la vía pública, aunque no el arma del comisario, que se cree fue robada por los asaltantes.

“Me mandé una macana”

Un joven identificado como Gustavo Alejandro Martins (25), alias “El Gordo Ale”, fue aprehendido por el hecho cuando se trasladaba en un Citroën C3 junto a su suegro por la vecina localidad de Villa Transradio. El sospechoso fue localizado tras una serie de allanamientos de urgencia realizados en la zona. “Me mandé una macana, maté al policía, sino lo mataba, me mataba a mí”, fue lo que le confesó Martins a su pareja, detallaron los voceros consultados.

Te puede interesar...

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario