Pechi Quiroga: "Tenemos más plata, pero estamos peor que antes"

Candidato a gobernador. Criticó la política económica de Gutiérrez y advirtió que si es gobernador revisará la planta estatal y despedirá a quien no trabaje.

Francisco Carnese - carnesef@lmneuquen.com.ar

Está convencido de que se convertirá en el próximo gobernador de Neuquén y que la gente lo elegirá por sus años de gestión al frente del municipio de la ciudad. Horacio “Pechi” Quiroga asegura que el principal problema de la provincia es la educación a partir de un Estado que, según él, “no cumple con el deber de enseñar”. El candidato de Cambiemos sostiene que el presidente Macri no fue “claro y contundente de entrada” respecto de la supuesta herencia que recibió y que él sí lo será en relación con la situación de la provincia.

¿Por qué el elector de la provincia debería votar por usted?

Porque logramos gobernar la ciudad de Neuquén y transformar lo que era un pueblo grande que no tenía muchos atractivos para convertirla en la más importante de la Patagonia, con criterios urbanísticos modernos. De hecho, todo el mundo se quiere venir a vivir acá. Y lo mismo que hicimos en la ciudad lo queremos llevar a la provincia, a cada paraje, a cada pueblo grande o chico.

Te puede interesar...

¿Es lo mismo manejar un municipio que una provincia, en el sentido de las responsabilidades sobre las políticas sociales, de salud o de educación?

Como concepto de administración, sí. De la misma manera que transformamos la ciudad, vamos a saber resolver lo que hoy está degradado, estableciendo prioridades. En la ciudad fue el asfalto, el cordón cuneta, los espacios verdes y en la provincia hay que empezar por lo prioritario: la educación y la salud. Después, el desarrollo de la infraestructura. Y para lograr todo esto se necesita el mismo concepto de administración, con una provincia que sepa responder con solvencia las prioridades. Acá lo único prioritario fue gobernar para el aparato político, donde la educación se la delegaron a ATEN y a otras actividades del Estado se las dieron a ATE. Eso a ellos (por el Gobierno) les permite mantenerse en aguas tranquilas y permanecer en el poder.

Pero ¿las políticas públicas no las decide el Gobierno y los sindicatos, en tal caso, defienden a sus representados?

Los chicos tienen clases cuando ATEN quiere y los contenidos también, lo único que les falta es firmar decretos, en los hechos cogobiernan. El gobernador es un gran homologador.

¿Estos son los principales problemas que tiene la provincia?

No, estas son las consecuencias y la razón de los problemas. Hay una delegación en lo que llamaron paz social, que yo lo llamaría comodidad. El principal problema que tiene Neuquén es la educación, con un estado que no cumple con el deber de enseñar y donde hay que convocar también a la responsabilidad de los padres. Con salud pasa lo mismo, ya que ATE ha equiparado los sueldos de un camillero con las de un radiólogo o un enfermero de terapia intensiva. Esto es una demostración de que se ha ido desdibujando el sostén, lo que es el pilar del sistema de salud.

¿Qué propuestas tiene en estas materias?

Una es reentrenar a los docentes para que incorporen todas las técnicas, los instrumentos y los planes que llevan a adelante los países evolucionados como Finlandia, vinculados a una educación con herramienta digital. Y reconsiderar todos los planes de estudio de formación docente. Vamos a incorporar la doble jornada, que es la más baja del país, y el idioma inglés desde la primaria. También, evaluar de manera permanente a los profesores para ver si están en condiciones de estar frente al aula, teniendo en cuenta que el maestro o la maestra son irreemplazables pero con los paradigmas del siglo XXI.

¿Y en materia económica?

Diversificar la economía. Estamos convencidos de que el estado tiene que ser un promotor de oportunidades y no un incorporador de punteros, donde se debe mejorar la infraestructura para pasar de ser de la provincia patagónica que menos exporta a la que más exporta. Neuquén va a tener muchos mejores resultados económicos que los que tiene porque vamos a administrar bien. Por ahora estamos teniendo resultados de caja pero cuando pasa esto se gasta a cuenta. En segundo lugar, hay que aprovechar esta situación complicada del país y hacer inversiones para cuando se empiece a crecer.

Usted es candidato de Cambiemos y a nivel nacional los indicadores económicos dan todos mal. ¿Por qué el elector debería suponer, más allá de que la realidad de Neuquén en los números macro es distinta, que acá Cambiemos haría algo mejor?

El gobierno nacional está haciendo lo que puede hacer. Y no es cierto que Neuquén en los números macro esté bien. Lo que está bien es la Municipalidad de Neuquén, ya que la provincia tiene un endeudamiento del orden del 60 por ciento de su presupuesto, no tiene inversiones y tiene problemas con sus funciones más importantes. Y Nación está teniendo otros problemas que son producto de la herencia del populismo y de gastar más de lo que se tiene.

¿Se puede seguir hablando de herencia cuando hay un gobierno que va por su cuarto año de mandato?

Son más de 50 años, es herencia al fin. En Neuquén, pese a lo que se diga, estamos peor que antes porque tenemos más plata y estamos mal. Yo lamento que en el caso del gobierno nacional (Mauricio) Macri no haya sido claro y contundente de entrada, como yo lo voy a hacer cuando sea gobernador de la provincia, demostrando cómo se gastan los recursos de los neuquinos, con una economía de carácter rentística y prebendaria.

¿Eso significa que si llega a ser gobernador va a despedir personal?

Los primeros sueldos los vamos a pagar en el lugar de trabajo, sin acreditación electrónica, van a ser todos intimados a trabajar a donde los necesite el Estado. El que venga deberá ponerse a disposición de su superior. Y el que no venga terminará despedido, como ya hice en la Municipalidad.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído