Polémica por violación en manada a tres turistas en España

La Justicia sospecha de una falsa denuncia para cobrar el seguro.

La defensa de los tres jóvenes afganos que fueron detenidos acusados de la agresión sexual a tres hermanas estadounidenses la pasada Nochevieja en Murcia pedirá en las próximas horas el archivo de la causa antes de presentar una denuncia contra las chicas por falsedad, según declaró el letrado Melecio Castaño.

Según el abogado de los jóvenes investigados por tres agresiones sexuales, una consumada y dos en tentativa, hoy pedirá el sobreseimiento de las diligencias que se instruyen contra sus defendidos y, cuando tengan la resolución judicial, presentarán una querella por denuncia falsa contra las hermanas, de 18, 20 y 23 años y naturales de Ohio.

Te puede interesar...

Las jóvenes, que denunciaron haber sido agredidas ante la Policía en el piso en el que vivía la menor de ellas y en el que residía uno de los acusados, tenían una póliza de seguro que cubría el supuesto de agresión sexual en una cantidad estimada de 50.000 euros.

El abogado de los detenidos, de 20, 21 y 25 años, que quedaron en libertad tras prestar declaración, se ha mostrado convencido de que se producirá el archivo de la causa porque las jóvenes abandonaron España sin haber ratificado la denuncia, pese a la advertencia de la jueza, y la denuncia policial no tiene valor de prueba y debe ser confirmada presencialmente por las víctimas.

La Policía Nacional tuvo conocimiento de la existencia del seguro por violación nada más al iniciarse la investigación, según han confirmado a EFE fuentes policiales, y la hipótesis de que presentaran una denuncia falsa contra los tres chicos que habían conocido en Nochevieja en un bar del centro de Murcia para cobrar la póliza es una de las barajadas por los investigadores.

Los jóvenes afganos, a quienes retiraron el pasaporte, tienen prohibido salir de España y deben personarse semanalmente en el juzgado, si bien su abogado dice que sus clientes están "cada día más tranquilos" pese al impacto inicial que supuso su arresto.

Según el letrado, solo uno reside en España y los otros dos lo hacen en Noruega y Dinamarca y pasaban unos días de vacaciones en Murcia. "Todos los días vemos en los juzgados denuncias falsas, pero para cobrar un seguro de violación jamás", ha subrayado.

El juzgado de Murcia que se encontraba de guardia cuando las tres hermanas denunciaron haber sido agredidas ha lamentado que las víctimas no colaboren en el esclarecimiento de los hechos, ya que, en contra de lo que se les había indicado, abandonaron España sin haber ratificado su denuncia. El juzgado echa en falta la colaboración de las denunciantes, que antes de declarar se marcharon y fueron localizadas en Austria.

Las chicas se fueron de España

Cuando la Policía de Murcia logró conectar con una de ellas fuera de España, su respuesta fue que colaborarían en la investigación, pero solo a través del teléfono o mediante correo electrónico. En su declaración, las chicas cayeron en contradicciones y los chicos las acompañaron a la estación de autobuses al día siguiente, donde se despidieron “con cordialidad, amabilidad y normalidad, como si no hubiera pasado nada”, según Melecio Castaño, abogado de los acusados. Las hermanas han vuelto a Estados Unidos y no han hecho caso a ningún requerimiento judicial. “Se puede decir que han huido”, añadió el abogado de los detenidos.

LEÉ MÁS

Se fue de gira una semana y mató de hambre a su hija

Trump está cada vez más cerca de su juicio político

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído