Policías balearon por error a una familia de Allen

Allen
Una familia se salvó de milagro cuando un grupo de oficiales abrió fuego contra la camioneta en la que viajaban después de confundirlos con delincuentes que habían sido denunciados por “movimientos sospechosos”.

Sin dudas este error podría haber terminado en una tragedia y generó fuertes críticas a la Policía de Río Negro por el abuso de las armas reglamentarias y al adiestramiento que reciben los agentes.

“Cuando vimos que venía el patrullero, pusimos las balizas para darles paso y de repente nos encontramos en la esquina con las cubiertas reventadas”, denunció Jeanette Garrido, una de las ocupantes de la camioneta.

Además de las cubiertas agujereadas por los balazos, el vehículo también tenía impactos en la carrocería. Sólo por fortuna nadie resultó herido.

Según denunciaron a FM Terapia, la familia estaba yendo a la iglesia cuando vieron que se acercaba el patrullero y decidieron cederle el paso.

El miedo no terminó con los balazos. “Uno de los chicos abrió la puerta y le dieron un culatazo en la cara. Y después iban corriendo detrás nuestro a los tiros”, relató indignada la mujer.

Los ocupantes de la camioneta eran seis. Tres jóvenes y un matrimonio con un niño de apenas 3 años. “La situación fue horrible. A mí me bajaron de la camioneta apuntándome en la cabeza con mi hijo en brazos”, sostuvo la Garrido.

“No podés llegar y ponerte a disparar como loco sin saber quiénes van adentro ¿Hay gente capacitada para trabajar?, cuestionó.

Disculpas
Reconocieron el incidente

Ante la polémica desatada por el accionar de los efectivos y la capacitación para el uso de armas, desde la policía rionegrina reconocieron que hubo un incidente cuando buscaban “una camioneta sospechosa”. Una de las víctimas aseguró que luego de entender que se trataba de un error, uno de los policías se ofreció a pagar los daños.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído