Por chocar y matar, deberá ir siete años y medio a la cárcel

Por el accidente le dieron dos años y medio de prisión, pero por un acuerdo cumplirá una pena mayor ya que tenía una condena de seis años por robo.

Tras un acuerdo, un joven de 25 años deberá cumplir una pena de siete años y medio de prisión por un robo agravado y por matar a un motociclista tras embestirlo en la Ruta 7. Por el accidente, ocurrido en 2015, lo condenaron a dos años y medio de prisión, que se sumaron a una condena previa.

Se trata de Luciano Sotelo, quien desde febrero de 2018 se encuentra cumpliendo una pena de seis años en la Unidad 11 por un robo agravado. El viernes 24 de mayo, la Justicia lo condenó por haber atropellado a un motociclista en 2015 y le unificó la pena en siete años y medio de prisión.

Te puede interesar...

En la audiencia, la asistente letrada de la fiscalía de Homicidios, Lucrecia Solá, solicitó que se homologue el acuerdo y se lo declare responsable de homicidio culposo agravado por la conducción imprudente.

El accidente ocurrió el 25 de abril de 2015, cuando Sotelo tenía 21 años y conducía su Chrysler Classic por Ruta 7. A la altura de la chacra 178, más conocida como Mauad, chocó a un hombre que circulaba en moto y luego contra dos postes de alumbrado público y un nicho de gas. Por el fuerte impacto, el motociclista falleció.

Solá detalló que el accidente se produjo “por imprudencia, al haber ingerido alcohol previamente y al cruzarse de carril. El alcohotest realizado tres horas después le dio 0,85”. Sin embargo, como el hecho ocurrió cuando estaba vigente el antiguo Código Penal, el estar alcoholizado no pudo ser tomado como un agravante y se lo imputó por homicidio culposo agravado por la conducción imprudente.

Finalmente, junto con la defensa de Sotelo, se llegó a un acuerdo en el que el joven fue condenado a una pena única de siete años y medio de prisión por el robo y por el homicidio culposo.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído