El clima en Neuquén

icon
15° Temp
21% Hum
La Mañana Internet

¿Por qué cada vez hay más problemas con Internet?

Tras la gran caída Facebook, que dejó millones de personas sin servicio, los expertos sugieren que en el futuro las fallas podrían ser cada vez más largas.

Muchos pueden pensar en Internet como una gran maquinaria de tecnología donde cada hardware, red y software funciona a la perfección para que millones de personas se conecten sin saber el detrás de escena de uno de los inventos más revolucionarios en la historia de la humanidad. Sin embargo, toda máquina falla en algún momento, y esta, en particular, cuando lo hace, afecta directamente a miles de millones de usuarios en todo el mundo. En Internet, por lo general, el colapso tiene dos posibles orígenes, o es un error humano o un simple y minúsculo problema técnico.

En los últimos meses, se registraron fallas en Internet que estaban relacionadas con algunos servicios en particular como las redes sociales y los servicios de mensajería como Facebook, Instagram, WhatsApp y Telegram entre otros. Sin embargo, estas fallas rápidamente se solucionaron y los usuarios prácticamente no notaron la ausencia de servicio como para descargar su bronca en las redes.

Te puede interesar...

Esto cambió drásticamente este mes cuando Facebook, WhatsApp e Instagram estuvieron sin servicio a nivel global por casi seis horas provocando todo tipo de problemas en todo el mundo y generando fallas en otras aplicaciones y servicios externos.

"Lamento la interrupción de hoy", publicó el fundador y director ejecutivo de Facebook, Mark Zuckerberg en las redes sociales. Unas 827.000 personas respondieron a las disculpas del CEO de la empresa con todo tipo mensajes.

Los mensajes iban desde el humor: "Ha sido terrible, he tenido que hablar con mi familia", comentó un usuario italiano, hasta el desconcierto: "Llevé mi teléfono al taller pensando que estaba roto", escribió alguien de Namibia.

Y, por supuesto, a los muy enojados: "No se puede cerrar todo al mismo tiempo. El impacto no tiene precedentes", publicó un empresario nigeriano. Otro, de la India, pedía una compensación por la interrupción de su negocio.

El gigante de las redes sociales hizo algo que nunca antes había hecho, publicó una nota técnica explicando el por qué de la caída del servicio. Básicamente, culpó a un trabajo de mantenimiento rutinario de la interrupción: sus ingenieros habían utilizado un comando que desconectó involuntariamente los centros de datos de Facebook de la Internet en general.

El hecho provocó todo tipo de análisis por parte de expertos y especialistas que coincidían en que estas interrupciones a gran escala son cada vez más frecuentes y causan un gran impacto en los económico en todo el mundo.

"Una de las cosas que hemos visto en los últimos años es una mayor dependencia de un pequeño número de redes y empresas para suministrar gran parte de los contenidos de Internet", afirma Luke Deryckx, director técnico de Down Detector.

"Cuando una de ellas, o más de una, tiene un problema, no sólo les afecta a ellos, sino a cientos de miles de otros servicios", afirma. Facebook, por ejemplo, se utiliza ahora para iniciar sesión en una serie de servicios y dispositivos diferentes, como los televisores inteligentes.

"Y así, ya sabes, tenemos esta especie de 'días de tormenta' de Internet que ocurren ahora", dice Deryckx. Algo se cae y todos nos miramos unos a otros en plan "¿qué vamos a hacer?".

Deryckx y su equipo de Down Detector vigilan los servicios web y los sitios web para detectar las interrupciones. Dice que las interrupciones generalizadas que afectan a los principales servicios son cada vez más frecuentes y más graves.

"Cuando Facebook tiene un problema, se crea un gran impacto para Internet, pero también para la economía y, ya sabes, para la sociedad. Millones, o potencialmente cientos de millones, de personas están sentadas esperando que un pequeño equipo en California arregle algo. Es un fenómeno interesante que ha crecido en los últimos dos años".

Últimos casos

Octubre de 2021: Un "error de configuración" provocó la caída de Facebook, Instagram y WhatsApp durante casi 6 horas. Otros servicios como Twitter y Telegram también se vieron interrumpidos debido a las masivas migraciones de usuarios a sus aplicaciones.

Julio de 2021: Más de 48 servicios, entre ellos: Airbnb, Expedia, Home Depot, Salesforce, estuvieron fuera de servicio durante cerca de una hora tras un fallo en el Sistema de Nombres de Dominio (DNS) de la empresa de entrega de contenidos Akamai.

Junio de 2021: Amazon, Reddit, Twitch, Github, Shopify, Spotify, varios sitios de noticias estuvieron fuera de servicio durante alrededor de una hora después de que un cliente del proveedor de servicios de computación en la nube Fastly activara accidentalmente un fallo desconocido hasta entonces.

Diciembre de 2020: Gmail, YouTube, Google Drive y otros servicios de Google se cayeron simultáneamente durante unos 90 minutos después de que la empresa dijera que había encontrado un "problema de cuota de almacenamiento interno".

Noviembre de 2020: Un problema técnico en las instalaciones de Amazon Web Service en Virginia, Estados Unidos, afectó a miles de servicios online de terceros durante varias horas, sobre todo en Norteamérica.

Marzo de 2019: Facebook, Instagram y WhatsApp se cayeron o sufrieron graves interrupciones durante unas 14 horas tras un "cambio de configuración del servidor". Algunos otros sitios, como Tinder y Spotify, que utilizan Facebook para iniciar sesión, también se vieron afectados.

Durante las dos últimas interrupciones el servicio muchos usuarios pensaron o atribuyeron la falla a un ciberataque o a algún tipo de ataque coordinado de hackers de algún país contra la empresa. Sin embargo, los expertos sugieren que, en la mayoría de los casos, se trata de un error humano, agravado, según ellos, por la forma en que Internet se mantiene unido con un complejo conjunto de sistemas anticuados y poco prácticos.

El profesor Bill Buchanan, científico de Internet, está de acuerdo con esta caracterización: "Internet no es la red distribuida a gran escala que intentó crear la DARPA (Agencia de Proyectos de Investigación Avanzada de Defensa), los arquitectos originales de Internet, que podría soportar un ataque nuclear en cualquier parte de la misma.

"Los protocolos que utiliza son básicamente los que se redactaron cuando nos conectábamos a las computadoras centrales desde simples terminales. Un solo fallo en su infraestructura central puede hacer que todo se derrumbe".

Buchanan afirma que se pueden hacer mejoras para que Internet sea más resistente, pero que muchos de los fundamentos de la red están aquí para quedarse, para bien o para mal.

Internet no es como un auto que va al taller, lo reparan, ponen repuestos nuevos y puede volver a funcionar. "En general, los sistemas funcionan y no se pueden desconectar ciertos protocolos de Internet durante un día para intentar rehacerlos", afirma.

En lugar de intentar reconstruir los sistemas y la estructura de Internet, Buchanan cree que debemos mejorar la forma en que la utilizamos para almacenar y compartir datos, o arriesgarnos a más cortes masivos en el futuro.

Afirma que en la actualidad Internet se ha centralizado demasiado, es decir, que demasiados datos proceden de una sola fuente o una sola estructura es la responsable de garantizar todo el servicio. Esta tendencia debe invertirse con sistemas que tengan múltiples nodos, explica, para que ningún fallo pueda impedir el funcionamiento de un servicio.

Dentro de todo el marco casi apocalíptico que algunos usuarios o especialistas presentan hay un lado positivo. Las grandes fallas de servicio, a pesar de que impacta en millones de personas, también provoca que las empresas tengan que mejorar sus servicios secundarios e invertir millones para evitar un futuro colapso.

Facebook aprendió de la forma que más le afecta. Forbes calcula que Facebook perdió 66 millones de dólares durante las seis horas de interrupción, por la suspensión, o el éxodo, de los anunciantes en el sitio.

Según Deryckx, "ese día perdieron una gran cantidad de dinero, no sólo en el precio de sus acciones, sino en sus ingresos operativos".

"Y si nos fijamos en las interrupciones causadas por las redes de entrega de contenidos como Fastly y Cloudflare, también perdieron un gran número de clientes en favor de la competencia. Así que creo que estos operadores están haciendo todo lo posible para mantener las cosas en línea".

Lo más leído

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

66.666666666667% Me interesa
0% Me gusta
33.333333333333% Me da igual
0% Me aburre
0% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario