A la silla eléctrica no la afecta el torneo largo

De los entrenadores que iniciaron el certamen de 30 equipos, apenas 13 lo completaron y sólo siete seguirán en sus clubes en el 2016.

Neuquén
Dirigir en el fútbol argentino desde hace un par de décadas parece ser una profesión de alto riesgo. No porque sea un trabajo insalubre, o porque los DT queden expuestos ante la violencia que muchas veces se hace presente en los estadios, sino porque es casi imposible mantenerse en el puesto en un deporte que se volvió muy cambiante y dependiente, de manera excesiva, de los resultados. Así, el banco de suplentes puede pasar a convertirse, en un par de semanas, de un lugar de privilegio en una verdadera silla eléctrica para muchos entrenadores.

Entre los clubes grandes, Boca y River confirmaron al Vasco Arruabarrena y a Marcelo Gallardo para 2016.

En la previa del inédito Torneo de 30 Equipos se suponía que los entrenadores tendrían más aire para armar sus equipos y darle continuidad a sus proyectos. Sin embargo, eso no pasó y quedó demostrado en la primera fecha luego de la salida de Reinaldo Merlo de Colón, tras haber perdido ante San Lorenzo.

En este escenario, son apenas 13 los técnicos que pudieron iniciar y terminar el año al frente de un mismo equipo y, de esos, apenas siete van a continuar en 2016. El resto de los DT cambió, barajó y dio de nuevo, o terminaron el ciclo, pero no continuarán en el mismo banco en el que empezaron el año.

El club de los siete
Entre los denominados clubes grandes, Boca mantuvo en el cargo a Rodolfo Arruabarrena, confirmado para 2016 tras la reelección de Daniel Angelici como presidente. El objetivo, luego de las consagraciones en el torneo local y la Copa Argentina, será la Libertadores. En River tampoco hubo dudas respecto de Marcelo Gallardo, que tras los cuatro títulos obtenidos desde 2014 -y se viene el Mundial de Clubes- le extendieron el contrato hasta 2017.

Belgrano, tras haberse clasificado a la Copa Sudamericana, ratificó en su puesto a Ricardo Zielinski, de grandes campañas en el Pirata. Lo ascendió en la temporada 2010/11 en la recordada promoción ante River y es el técnico con mayor tiempo de estadía entre los de Primera. El cuarto entrenador que seguirá un año más es Eduardo Coudet al frente de Rosario Central, tras salir tercero en el campeonato local y de ser finalista de la Copa Argentina.

Los otros que no se inmutaron en 2015 y seguirán en 2016 son Sergio Lippi en Sarmiento, cumpliendo el objetivo de quedarse en Primera, al igual que Leonardo Madelón en Unión y Fernando Quiroz en Aldosivi de Mar del Plata.

CIFRA
5 clubes ya contrataron técnicos para el 2016.
Jorge Burruchaga en Rafaela. Nelson Vivas en Estudiantes. Sergio Rondina en Arsenal. Sebastián Méndez en Godoy. Mauro Camoranesi en Tigre.


Los cinco DT que eligieron no continuar en 2016

Buenos Aires
En el grupo de los doce entrenadores que pudieron cumplir con el Torneo de 30 Equipos, hay cinco que no seguirán en la misma silla en 2016. Uno es Edgardo Bauza, en San Lorenzo, tras haber terminado segundo en el certamen local 2015. El Patón fue reemplazado por Pablo Guede.

Con Diego Cocca pasó algo similar, dado que el entrenador de Racing eligió no continuar luego de haber clasificado a la Academia para la Libertadores 2016 superando en la final a Independiente. Cocca -aún no está confirmado- continuará su carrera en el exterior.

El tercero es Gustavo Alfaro (lo reemplaza Mauro Camoranesi), que estuvo al frente de Tigre, con el que cayó contra Colón por la Liguilla Pre-Sudamericana. Néstor Gorosito dejó Argentinos (asumiría Carlos Mayor) tras el ascenso a Primera A y luego de no haber podido ingresar a la Sudamericana tras perder con Banfield en la liguilla.

El quinto es Ricardo Rezza, que en tres años subió con Temperley de la B Metopolitana a Primera. Rezza se iría a un club español.

Un caso especial
Guillermo, de Lanús a ¿Racing?

Hay un entrenador que entra en el grupo de los trece que finalizaron el torneo, pero no en el grupo de los siete que seguirán al frente de sus respectivos equipos. Se trata de Guillermo Barros Schelotto junto a su hermano Gustavo, que hicieron dupla en Lanús durante tres años obteniendo la Copa Sudamericana de 2013. El Mellizo terminó la campaña clasificando al Grana para la Sudamericana 2016, y luego de decidir que no iba a renovar su contrato -llegará Jorge Almiron- suena como principal reemplazante de Diego Cocca en Racing (hoy respondería a la oferta). Así, el Guille y Gustavo no seguirán en el mismo club, pero tendrían continuidad en Primera A.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído