A seguir

Más de 1250 personas pasaron por la segunda edición del Fecineu. Neuquén vivió cinco días a puro cine entre proyecciones, charlas y premios.

NEUQUÉN

Tras cinco jornadas de proyecciones, charlas, presentaciones de libros y distinciones, finalizó la segunda edición del Festival Internacional de Cine Independiente de Neuquén (Fecineu), por el que pasaron más de 1250 espectadores, según informó el presidente del evento, Ricardo de la Vega Taillant.

La iniciativa destinada a ampliar las miradas respecto del séptimo arte, promoviendo producciones locales y otras que no forman parte del circuito comercial, se extendió del miércoles al domingo pasado y exhibió en la pantalla del auditorio del Museo Nacional de Bellas Artes (MNBA) 45 películas, entre cortos y largos de ficción, animación y documental.

“Nos sorprendió la convocatoria, tuvimos buenas críticas tanto por el nivel de las producciones como por la organización. Es importante porque lo hicimos todo a pulmón; esperamos contar con más recursos el próximo año”, sostuvo Taillant, y agregó: “La categoría patagónica tuvo mucha aceptación y hubo realizadores jóvenes”.

El presidente del Fecineu destacó la convocatoria que tuvieron las funciones escolares, a las que concurrieron 700 chicos de escuelas primarias y secundarias de la ciudad. También valoró la participación del productor cinematográfico Nicolas Batlle, que además de oficiar de jurado, dio una charla sobre cómo llevar a cabo realizaciones audiovisuales y supervisó cinco propuestas en el marco del primer laboratorio de proyectos patagónicos de Fecineu (Felab).

Nos sorprendió la convocatoria. Es importante mantener un festival en el que convergen muchas actividades artísticas.

Los premiados

El plantel evaluador, compuesto por Batlle, la directora Victoria Miranda, la actriz Mónica Lairana y la brasileña Maira Coelho -el sábado dio un taller de marionetas-, premió la ficción La escondida de Gastón Bejas y Joaquín Alonso en la categoría Libre. Doña Ubenza, dirigida por Juan Manuel Costa, ganó en el rubro Pueblos Originarios, mientras que Territorios extraordinarios de Diego Lumerman fue distinguida en el segmento Patagonia. El documental Eduardo Ducay de Vicky Calavia recibió una mención especial, al igual que la actriz neuquina Aymará Rovera por su interpretación en el cortometraje Copahue de Néstor Berbel.

“Estoy muy contenta y agradecida porque Copahue fue uno de los pocos cortos que se estrenó a nivel comercial con mucha gente. Tanto en lo cinematográfico como en lo técnico y actoral, es impecable y la mayoría son neuquinos. Es un orgullo, un actor no hace un trabajo solo, sino en equipo”, dijo Rovera sobre su distinción.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído