El clima en Neuquén

icon
Temp
71% Hum
La Mañana Bomberos

Ante la desesperación de los padres, bomberos le salvaron la vida a una nena

Esta vez fue una pequeña de tres años que ingresó al cuartel con una convulsión que pudo ser controlada en unos minutos.

La labor que llevan adelante los Bomberos Voluntarios de Centenario hace tiempo que se extendió más allá de los incendios, y una vez más salvaron la vida de otra nena que fue llevada al cuartel por sus padres con una convulsión.

Los Bomberos habían llegado hacía minutos de un incendio y se preparaban para el cambio de guardia. Pero a las 20.37 del viernes una camioneta llegó a toda velocidad y estacionó muy fuerte en la entrada. De ahí bajó un hombre desesperado y una mujer con una niña en brazos, casi desmayada.

Te puede interesar...

El bombero Mickael Lucero recibió a Manuela, de tres años, quien había sido llevada por su papá y su mamá, ambos visiblemente angustiados y desesperados por por el estado de salud la pequeña.

Él fue el que atendió a la niña para darle sus primeros auxilios, mientras otro de los bomberos consolaba al papá quien se encontraba en estado de shock por la situación.

En el cuartel estaba también la licenciada en Enfermería Viviana Sapuri, ella pudo atender a la nena y corroborar que de a poco iba volviendo en sí.

Si bien la pequeña venía convulsionando, empezó a reaccionar rápidamente. De a poco la vimos que abría los ojos y reaccionaba a los estímulos”, relató a LMNeuquén, Patricio Álvarez, jefe del cuartel de Bomberos Voluntarios de Centenario, quien también participó de este episodio.

Bomberos le salvaron la vida a una nena.mp4

Los bomberos Juan Bustos y Brian Lincopan se quedaron con el papá de la niña para darle contención, mientras su mamá permanecía al lado de la enfermera, quien controlaba a Manuela. También estuvieron presentes los Bomberos Miguel Silva, Luis Mendoza y Mateo Mulbayer.

Desde que ingresó al cuartel la pequeña, también se comunicaron con el Hospital de Centenario, desde donde ya estaban al tanto de la situación.

La pequeña empezó a reaccionar favorablemente, y si bien estaba con fiebre, saturaba bien y podía respirar.

“Su mamá me contaba que se asustaron mucho, que viven en una zona retirada y que al ver a su hija de color azul y que no reaccionaba salieron haciendo rally y decidieron llevarla al cuartel de Bomberos”, contó Álvarez, quien dijo que todo el episodio de salvar a esta niña transcurrió es breves e intensos dos minutos que quedaron registrados en las cámaras de seguridad del cuartel.

Cristina, la mamá de Manuela le contó a los Bomberos que su hija es fanática de ellos y mientras la atendían la enfermera le decía que estaba en el cuartel y la pequeña abría los ojitos y eso les daba alivio de que respondía a los estímulos.

Finalmente, los padres llevaron a su pequeña al Hospital de Centenario, pero ya mucho más tranquilos.

Los Bomberos se quedaron charlando sobre por qué los vecinos los eligen ante estas situaciones de urgencia. “Ya habremos atendido unos 14 o 15 casos de estas situaciones y siempre con menores, por suerte siempre pudimos ayudarlos”, consideró Álvarez.

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario