Asumió Piñera en Chile

El empresario inició su segundo mandato tras el paso de Bachelet.

Chile. El acaudalado empresario Sebastián Piñera juró ayer como presidente de Chile y liderará por segunda vez un gobierno de derecha en el país tras el fin de la dictadura de Augusto Pinochet, en 1990, y después de cuatro años de la administración de la socialista Michelle Bachelet.

La ceremonia se efectuó en la sede del Congreso Nacional en el puerto de Valparaíso, unos 120 kilómetros al oeste de Santiago de Chile, con la presencia también de Bachelet. Al acto acudieron más de 1000 invitados, incluidos varios de los jefes de Estado y de Gobierno de países vecinos.

Te puede interesar...

Ya investido presidente, Piñera compartió un almuerzo con las delegaciones extranjeras invitadas, entre las que estuvieron el rey emérito de España Juan Carlos I, el presidente de Argentina, su amigo Mauricio Macri; y los de Perú, Pedro Pablo Kuczynski; Bolivia, Evo Morales; del Ecuador, Lenin Moreno, y Honduras, Juan Orlando Hernández, entre otros. Uno de los ausentes en la cita fue el mandatario venezolano Nicolás Maduro, quien justificó hace dos semanas su inasistencia debido a una gira por Asia que tenía prevista. Su decisión fue celebrada desde la mayoría de las bancadas parlamentarias, que incluso habían pedido al Ministerio de Relaciones Exteriores que cancelaran la invitación.

Piñera, de 68 años, llega con la promesa de reactivar la economía del país, que a su juicio está estancada, ofreció crear 600.000 empleos de calidad y aumentar los sueldos, así como revisar las emblemáticas reformas tributarias, educacional y laboral aprobadas durante el gobierno de Bachelet, entre otras iniciativas.

El líder conservador, que ya gobernó entre 2010 y 2014, venció cómodamente al oficialista Alejandro Guillier en la segunda vuelta de diciembre y se convirtió en el séptimo mandatario elegido democráticamente tras el término del régimen militar de Pinochet (1973-1990). Su administración es respaldada por Chile Vamos, una alianza de partidos de derecha que integran Renovación Nacional (RN), la Unión Demócrata Independiente (UDI) y otras formaciones menores, que no contará por los próximos cuatro años de su gobierno con un Congreso tan favorable como lo tuvo Bachelet cuando logró aprobar sus reformas. De hecho, ambas cámaras del Parlamento quedaron encabezadas por parlamentarios socialistas, la Cámara Baja por la diputada Maya Fernández Allende, nieta del presidente Salvador Allende (1970-1973), y el Senado por Carlos Montes.

Además, encontrará la oposición de las formaciones que apoyaron a Bachelet, así como del Frente Amplio, un nuevo bloque de izquierda que sorprendió en las elecciones de 2017 al convertirse en la tercera fuerza política y aumentar de tres a 20 sus diputados y conseguir por primera vez un senador.

Para finalizar la jornada, Piñera se dirigió a La Moneda, sede del Ejecutivo, y les habló a los chilenos.

Derecha: Piñera, quien gobernó entre 2010 y 2014, recibió la banca de la alianza Chile Vamos.

Bachelet se despidió satisfecha

Michelle Bachelet culminó su segundo mandato presidencial admitiendo que su gestión no fue perfecta, pero se mostró convencida de que deja a Chile transformado en un país mejor. Incluso se marcha con una aprobación del 47%, casi la mitad de lo que tenía al término de su primer período (84%). “No todo ha sido perfecto, hay proyectos que se han demorado o tuvieron debilidades. Lo importante es reconocer que la marcha que iniciamos entre todos ha hecho de Chile un país mejor”, afirmó. Así se despidió y se aleja de la política momentáneamente, con su coalición fragmentada.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído