El delantero, que viene de una larga inactividad a causa de una recuperación de los ligamentos cruzados en una rodilla, sintió molestias en el cruce de preparación del Xeneize contra Independiente Medellín de Colombia. Específicamente en el tríceps.

Su mala fortuna no terminó allí, ya que el avión que lo traía de regreso a la Argentina estuvo demorado en Miami y así no se pudo cumplir con la rutina ideada a la distancia.

Hace pocos días, el que había vivido la misma situación fue Fernando Gago, de quien se especula que también está desgarrado.

Sin embargo, lo que más preocupa alrededor del mediocampista central es que su estado de ánimo no es el mejor ante este nuevo imprevisto en su carrera, una trayectoria muy marcada por las lesiones, la última una rotura de cruzados en el partido que la Selección argentina empató con Perú de local en cancha de Boca, por las eliminatorias sudamericanas rumbo a Rusia.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído