Comenzó el juicio contra el violador de Centenario

Se trata del hombre que atacó a una joven madre y apuntó con un arma a sus hijos.

Neuquén.- El clima fue nefasto. Durante la primera jornada del juicio contra el hombre acusado de violar en tres ocasiones a una joven madre frente a sus pequeños hijos, a los que apuntaba con un arma, declararon nueve testigos.

Entre ellos, el tribunal integrado por la jueza Raquel Gass, y los jueces Mario Gomez y Cristian Piana escuchó a la propia víctima, que a pesar de descomponerse pudo brindar su testimonio.

Su marido, en cambio, no consiguió hacerlo por la sensación de angustia y desolación que lo invadió.

Ayer comenzó el juicio en el que declararon los testigos de la fiscalía, entre ellos la joven atacada y sus familiares, quienes relataron ante el tribunal cómo vivió la familia el daño provocado por el agresor la madrugada del 9 de marzo de 2017.

Fuentes judiciales indicaron que la estrategia de la defensa fue señalar que el acusado conocía a la víctima y que fue una relación consentida. Sin embargo, la mujer aseguró que no conocía al acusado.

Hoy está previsto que declaren los efectivos que intervinieron en la investigación y médicos que asistieron a la joven tras el ataque.

Polémica desde el comienzo

El acusado que hoy enfrenta el juicio fue detenido en segundo término, luego de que fuera demorado otro sospechoso que coincidía con un identikit elaborado por efectivos de Criminalística, pero con la geolocalización del celular de la víctima que había sido robado durante el ataque se arribó a una segunda línea de investigación que arrojó al segundo sospechoso, hoy acusado. El juez Martín Marcovesky en octubre le prorrogó la prisión preventiva por el plazo de cuatro meses, por lo que el acusado llegó preso al juicio. En su momento el mismo juez no había dispuesto medidas cautelares, pero el fiscal Andrés Azar acreditó el peligro de fuga y logró la preventiva.

Jardín 85: segundo juicio por abuso

Otro de los juicios contra Carlos Meza, el docente de música condenado por abusar sexualmente de un nene en el Jardín 85 de Cipolletti, avanzó ayer con dos testimonios más. Volvió a declarar la primera mamá que lo denunció por abuso sexual, y en su relato recordó cómo su hijo le confesó que el profesor “era malo” y le tocó la cola. Recordó, además, que lo que pasaba con el docente era una suerte de “secreto” en el aula. También declaró la psicóloga de una nena, cuyo caso se juzga en este segundo juicio, para confirmar que en terapia la niña le pudo contar muy escuetamente que el profesor le tocaba la cola. La profesional manifestó, además, que tenía indicios de haber sido abusada. El debate continúa hoy con seis testimonios más, entre los cuales figuran tres psicólogas particulares.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído