Confirmado: los hermanos mayores, los preferidos

Según un estudio, los padres se inclinan hacia los primogénitos.

California
Aunque pocos quieran admitirlo, y menos delante de sus propios hijos, parece ser que el famoso argumento "los quiero a todos por igual", no es más que una manera elegante de los padres de salir del apuro.

Es que según un reciente estudio publicado en la revista Journal of Family Psichology, el favoritismo existe y la tendencia marca que está dirigido a los hijos mayores.

Cuando el favoritismo se vuelve parte de la dinámica familiar puede afectar el bienestar de los niños.

Katherine Conger, profesora de Desarrollo Humano y Estudios Familiares de la Universidad de California, Estados Unidos, reveló en una investigación que el 70 por ciento de los papás y el 74 por ciento de las mamás aceptaron tener preferencia por uno de sus hijos.

Conger siguió durante tres años a cerca de 400 pares de hermanos y a sus papás para observar sus comportamientos. Al final del trabajo pudo observar que la balanza se inclinaba hacia los primogénitos, sin importar si era niño o niña.

Cultural En épocas de crisis se decidía dar mejores oportunidades a los varones para que fueran sostén familiar.

Sin embargo, no fueron los padres quienes indicaron sus preferencias directamente, sino que lo que ellos expresaron fue cruzado luego con los testimonios aportados por sus propios hijos.

Y si bien "todo el mundo siente que a su hermano o su hermana lo están tratando mejor", resaltó la investigadora, a partir de distintas conductas y actitudes se pudo verificar que los mayores son los que reciben un trato preferencial.

Según Jeffrey Kluger, editor de la revista Times y autor del libro El efecto de los hermanos: lo que los vínculos entre hermanos y hermanas revelan de nosotros, las razones que explican estas diferencias son evolutivas y sus bases radican en asegurar la supervivencia de la especie.

"El primogénito es una novedad y por lo tanto los padres le dedican mucho tiempo, dinero, amor, calorías y atención. Cuando los menores nacen, no los ven como una gran inversión", explica.

Más allá de esta explicación, los expertos concuerdan en que hay otros factores determinantes y que el favoritismo depende también de cuestiones como el parecido físico o el éxito académico y profesional.

Estas tendencias, por supuesto, afectan emocional y psicológicamente a los hijos, por lo que es importante que los padres se concentren en algo que aprecien mucho de cada uno de sus hijos y construir su relación con base en ello sin hacer notar las diferencias.

Lo que faltaba
¿Encima son más inteligentes?

Un estudio de la Universidad de Mainz en Leipzig, Alemania, y publicado el año pasado sugiere que los hermanos mayores serían más inteligentes. Según el trabajo, que analizó información de 20.000 en distintos países, los primogénitos tienen vocabulario más amplio y sofisticado, además de un coeficiente intelectual más elevado. Esto estaría radicado en su rol de "mentores" de los más pequeños, que los lleva a hacer un mayor esfuerzo cognitivo.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído