¿Cuáles son los sabores de helado más creativos?

En Neuquén ofrecen decenas de variedades. Para todos los gustos.

Por Sofía Sandoval - ssandoval@lmneuquen.com.ar

Aunque los helados artesanales ya no pertenecen a ninguna estación en particular, el verano incrementa los antojos de los neuquinos, que concurren a las distintas heladerías de la ciudad para llevarse un kilo o un cucurucho. Con la nueva temporada se inauguran también nuevos sabores, en una búsqueda constante que hacen los locales para generar nuevas recetas que atraigan al público. LM Neuquén recorrió algunas heladerías neuquinas para dar con los sabores más creativos que se venden en la ciudad.

Te puede interesar...

Jalisco es una franquicia cordobesa que se hizo popular a través de la venta de paletas de helado artesanal, en donde llegaron con propuestas tan novedosas como el açaí, un fruto tropical que es popular en Brasil. También venden helado artesanal por kilo a 690 pesos, con productos que traen desde Córdoba ya elaborados.

Desde su apertura en 2018 sobre la calle Juan B. Justo, fueron sumando nuevos sabores para completar una de las cartas más originales. Entre otros gustos, sumaron el helado con zahanoria naranja y limón, o un refrescante pomelo con albahaca. También imitan las clásicas limonadas con helado de limón, menta y jengibre y venden un sabor llamado Málaga que tiene crema con vino blanco y pasas.

¿Cuáles son los sabores de helado más creativos?

Para salir de los formatos clásicos de las heladerías, en Jalisco optaron por una vuelta de tuerca a la presentación. Venden picadas de helados por 640 pesos, que incluyen unos 500 gramos de helado con 14 sabores para degustar. También, una bandeja de frutas y toppings que incluyen chocolate, pasta de avellanas y cacao o maní crocante.

Síbari es otra heladería de la ciudad que comercializa helados artesanales provenientes de otra localidad. En este caso, traen los productos desde Cipolletti y los despachan en su nueva sucursal de Alcorta y Chaneton, donde fusionaron la heladería y cafetería que ya tenían en el Alto con nuevas propuestas de restaurante.

Aunque apuestan a los sabores más tradicionales, también se dan lugar para la innovación y uno de los sabores más populares es Chocolate con Historias. Según explicaron, el gusto suele despertar el interés de los clientes por el nombre y luego adaptarse al paladar de los más fanáticos del chocolate.

heladeria

El kilo de helado en Síbari cuesta 600 pesos y permite también pedir Selva Negra, un sabor que no escapa a las alternativas ya popularizadas por otras heladerías pero que tiene otra impronta en este local del bajo. Con una dosis extra de frutos rojos, el gusto que emula la tradicional receta de torta también se convirtió en uno de los más pedidos de la heladería.

En el contexto de su masiva elaboración, Piré también apuesta por la innovación y los nuevos sabores. Aunque producen a diario más de mil kilos de helado que abastecen a sus siete sucursales, el negocio cuenta con su propio laboratorio para diseñar nuevos sabores. “Probamos a partir de las sugerencias de los mismos proveedores que nos proponen nuevos ingredientes; después, hacemos 20 versiones y entre ellas elegimos la mejor”, explicó Guillermo González, que coordina la elaboración en la planta de Piré.

¿Cuáles son los sabores de helado más creativos?

En las temporadas invernales crean sabores con más chocolate y dulce de leche: gustos dulces y con una dosis extra de calorías. Para esta temporada de calor, en cambio, apostaron por una nueva mousse de maracuyá, que goza de gran popularidad. Desde la primavera, además, imitaron el sabor de los huevos de chocolate blancos y negros con un gusto llamado Kindovo. “Creíamos que lo iba a pedir sólo los chicos, pero les gusta mucho a los adultos también”, expresó Guillermo.

Para respetar su tradición, también utilizan sabores autóctonos en las recetas. Así, crearon Calafate, una opción que incorpora todos los frutos rojos que crecen en la Patagonia, como las frambuesas o el sauco. Desde hace tiempo, ese sabor se transformó en un distintivo del local, que se destaca también por elaborar helados light y aptos para celíacos. En este negocio, el kilo de helado se vende por 720 pesos y hay cucuruchos desde 145 pesos en adelante.

Frutas, verduras, semillas, cremas y licores. Hay infinitas combinaciones a la hora de lograr un helado distinto y delicioso.

Eletto es otra heladería artesanal de la ciudad que cuenta con su propia fábrica, y allí siempre están pensando en nuevas recetas para modificar su carta. Entre otras alternativas, ofrecen el sabor Caribe, que mezcla el mango con el maracuyá en un helado al agua muy elegido por los clientes. Aquí, el kilo cuesta 770 pesos.

Aunque la mayoría opta por el tradicional dulce de leche, son muchos los que eligen el chocolate y, para ellos, los dueños del local crearon un chocolate con frutos rojos que se diferencia de todos los sabores de la zona. También, hacen el Vaniglia Eletto, una vainilla con amarettos, una preparación de origen italiano. En las últimas semanas comenzaron a trabajar en la creación de Chocolate Orange, una opción de chocolate con cáscaras crocantes de naranja que muy pronto se sumará a la carta de más de 50 sabores.

PIEZA-HELADERIAS.jpg

* $ 650 promedio es lo que cuesta el kilo en las heladerías que hay en la ciudad de neuquén. Hay decenas de sabores y variedades a la crema o al agua, a la hora de elegir un gusto para refrescar el paladar.

LEÉ MÁS

En primera persona: terminó en un barranco para evitar ser aplastado por un camión

Tensión por una toma de tierras en Bajada Pluspetrol

Lo más leído

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
0% Me aburre
0% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario