Cutral Co: joven asesinado de más de 20 puñaladas

El autor lo envolvió en nylon y luego lo tiró en un descampado.

NEUQUÉN
Lo asesinaron de más de 20 puñaladas, lo envolvieron en un nylon negro, lo cargaron en el baúl de un auto y lo tiraron en un descampado a cinco kilómetros de Plaza Huincul, a la vera de la Ruta 17.

El horror invade la comarca petrolera, donde la violencia trepa a pasos agigantados. Los investigadores están desvelados buscando el lugar donde se cometió el asesinato, que es clave para intentar esclarecer el crimen.

Por estas horas los investigadores buscan el lugar del crimen, que es vital para tratar de dar con el autor y esclarecer el caso. Examinan toda la comarca petrolera.

"Nunca vimos algo así, hubo una saña terrible", describió una fuente a LM Neuquén.

La víctima, de apellido Ferrada, es un joven epiléptico de 20 años que vivía con sus padres en el barrio Brentana de Cutral Co y trabajaba de albañil con su tío. En su foja policial sólo figura un delito aislado, un robo simple, nada que lo vincule al ambiente delictivo pesado.

Investigación
El fiscal del caso, Gastón Liotard, ordenó a la Policía avanzar con la investigación.

En la primera reconstrucción del homicidio a la que logró acceder este medio, se pudo observar que Ferrada había estado la noche del jueves en un cumpleaños cerca de su casa junto con sus amigos.
Los jóvenes contaron que esa noche se quedaron en una esquina y uno a uno se fue retirando hasta que Ferrada se quedó solo.

No hubo información que diera cuenta de un incidente previo o altercado que pueda aligerar el esclarecimiento de la causa. Ni siquiera se sabe si el joven esperaba a alguien. Los pesquisas sí tienen claro que a Ferrada alguien lo levantó cerca de la casa y que, de acuerdo con el informe de autopsia, por las características de las puñaladas que recibió, habría sido uno solo el asesino. Quien las ejecutó era diestro.

Fueron más de 20 puñaladas en el tórax, la cara, la cabeza, las manos y los brazos. Las letales, al parecer, fueron dos: una que atravesó el tórax y le cortó una arteria del corazón y otra que le perforó un pulmón.

Con Ferrada muerto y ensangrentado, el asesino lo envolvió en nylon negro; se presume que ya lo tenía pero nadie arriesga a decir que pueda haber estado planificado el homicidio. Después lo cargó en el baúl de un auto y lo llevó hasta el descampado donde se deshizo del cadáver, que encontró un puestero de la zona.

Hubo toda una determinación criminal por parte del agresor, por lo que es vital por estas horas encontrar el lugar del asesinato para levantar evidencia crucial que ayude al esclarecimiento.

Hipótesis
Presunciones del móvil del crimen

Los crímenes con semejante saña suelen estar vinculados a cuestiones amorosas y en su mayoría no han sido planificados sino que son arrebatos de violencia desmedida.

Los investigadores deberán hurgar en la vida privada de Ferrada e indagar a todo su círculo íntimo para ver si estaba en una relación de pareja. Esto lleva a no descartar que pudo haber salido con alguien y que un ex o actual de esa persona se haya cobrado la vida del joven albañil.

El móvil narco es una opción a contemplar, pero estaría prácticamente descartado porque en los ajustes de cuenta de este tipo de delincuentes se utilizan armas de fuego.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído