Denuncian explotación de empleadas domésticas venezolanas

Les pagan apenas 50 pesos por hora, cuando sus pares argentinas perciben por el mismo trabajo $350.

Por Alejandro Olivera - oliveraa@lmneuquen.com.ar

El Sindicato de Personal de Servicio Doméstico de Neuquén y Río Negro denunció la explotación de las trabajadoras venezolanas, a las que les pagan, en promedio, 300 pesos menos por hora en relación con sus pares argentinas. Además, el gremio sostuvo que los empleadores las obligan a hacer el triple de tareas.

Te puede interesar...

Por la delicada situación económica y social que se vive en Venezuela, mucha gente aterrizó en la región con la esperanza de conseguir un trabajo que le permita apoyar económicamente a su familia a la distancia.

En ese contexto, tienen que subsistir y pagar alquileres, por lo que la desesperación las lleva a aceptar trabajos con sueldos irrisorios.

La secretaria general, Sonia Kopprio, contó que recientemente unas 20 trabajadoras venezolanas presentaron su reclamo formal en el sindicato. “Trabajaban en casas particulares y fueron despedidas sin que se les pague la indemnización correspondiente. La situación es muy compleja, porque, además, hay que tener en cuenta que están solas”, detalló.

Precisó que en la región les están pagando 50 pesos la hora, unos 300 pesos por debajo de lo recomendado por el gremio. “Las últimas paritarias dicen que la hora vale 103 pesos. Nosotras recomendamos a nuestras afiliadas que no acepten nada por debajo de los 350 pesos por hora. Es una forma de dignificar nuestro trabajo”, manifestó.

Sin embargo, señaló que no es solo un problema de las venezolanas, sino que también les pasa a otras trabajadoras extranjeras. Hay muchas mujeres de Paraguay, Colombia y Bolivia que están en la misma situación. “Desde hace años que apoyamos sus reclamos para que sus derechos sean reconocidos”, sostuvo la dirigente. Esto deja en evidencia que existe una discriminación generalizada de parte de los empleadores, quienes consideran que la mano de obra extranjera vale menos que la local.

La gastronomía, el primer refugio de los venezolanos

Recuadro-tres-preguntas-venezolanas-página-3.jpg

Profesionales

Kopprio señaló que algunas trabajadoras extranjeras tienen estudios terciarios y universitarios, por lo que sus jefes les piden que hagan tareas extra, tales como darles clases de apoyo a sus hijos, por el mismo precio.

A pesar de que las denunciantes fueron 20, desde el sindicato comunicaron que hay más trabajadoras venezolanas en la mhttps://www.lmneuquen.com/los-venezolanos-llegan-el-titulo-el-brazo-n620054isma situación que no se animan a denunciar por miedo a quedarse sin trabajo.

Según los datos de la Dirección Nacional de Migraciones en Neuquén, los venezolanos son de los extranjeros mejor calificados académicamente.

Vienen con títulos terciarios y universitarios, así como también con ganas de continuar sus estudios en la Argentina. Por las dificultades para convalidar sus títulos, en un principio suelen caer en el comercio y en los trabajos domésticos, aunque con el tiempo consiguen empleos relacionados con sus carreras.

Recuadro-venezolanas-página-3.jpg

Exigen ART, obra social y aportes

Kopprio fue muy dura con los empleadores locales, quienes, aseguró, usan todas las artimañas existentes para evitar poner en blanco a las trabajadoras y pagarles salarios irrisorios que están muy por debajo de los convenios del sector. “Exigimos el blanqueo de todas las trabajadoras”, manifestó.

Hubo muchos accidentes muy feos por los que las chicas tuvieron que colocarse prótesis, ya que no tenían ART. A los empleadores les sale 976 pesos por mes pagar la ART, la obra social y los aportes. Entonces así, si les pasa algo, se lo traslada a la ART y se hace cargo. Es obligación por ley”, indicó.

“Nosotras siempre decimos que la gente llama a un pintor, un plomero o sale a comer afuera y paga, pero nosotras les exigimos que nos paguen un sueldo digno y nos dicen que es muy caro. No nos alcanza hoy ni cuando nos jubilamos”, sentenció Kopprio.

En tanto, afirmó que hubo casos de compañeras que trabajan de manera informal y fueron despedidas y engañadas para que firmaran papeles que eximían a los empleadores de pagar aportes. Toda una situación irregular de la que nadie se ocupa y que el sindicato pide atender.

LEÉ MÁS

Los venezolanos llegan con el título bajo el brazo

Venezolanos sin papeles: piden ayuda con trámites

Un tumor en el cerebro puede ser también un punto de partida

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído