El extraño caso de Don Bosco, el líder que hoy desciende

Por el particular y discutido formato de Lifune, por ahora se da esta rareza en el torneo mayor.

POR MARTIN GAMERO / deportes@lmneuquen.com.ar

En su momento, el Goiás Esporte Club jugó la final de la Copa Sudamericana (2010) ante Independiente habiendo descendido a falta de dos fechas para que finalice el campeonato brasileño.

Salvando las distancias, en la Liga de Fútbol del Neuquén ocurre por el momento algo muy curioso. Según marca la tabla oficial publicada en el facebook de Lifune, Don Bosco es el puntero en la Primera División, pero debido a los malos resultados obtenidos en las categorías formativas, estaría descendiendo por la tabla general.

Te puede interesar...

El Barrio suma en la máxima categoría 27 puntos (con un partido pendiente), uno más que Alianza y Rincón. En la general, que incluye inferiores y define ascensos y descensos, está último con 88 puntos, a 19 de San Patricio, que es el que estaría salvando la categoría por ahora (dos equipos bajan a la B).

“En Primera estamos trabajando con el mismo equipo que ascendió hace casi tres años. Contamos con un plantel muy joven y de buen pie, más cuatro jugadores de experiencia y con hambre de hacer historia en el club”, destacó Néstor Castro, DT del imparable puntero. Pitu explicó el porqué de los resultados en las formativas: “Tiene que ver con haber viajado prácticamente toda la primera ronda. Se sintió mucho el desgaste por no jugar en nuestra cancha”. “En relación con las formativas se nota el cansancio y la falta de entrenamiento por no tener cancha”, afirmó su presidente, Roberto Vallejos.

Sobre el polémico sistema de competencia de Lifune, que se comenzó a implementar en 2012 generando voces a favor y en contra, en el propio Don Bosco se encuentran pensamientos distintos. “El sistema de ascenso y descenso de Lifune es un papelón. En vez de ser formativo, termina siendo deformativo. Exponen a pibes de 11 años a sumar puntos para que su club sea de la A o de la B. No se puede creer que expongan a los chicos de esta forma en una etapa de su vida en la que tienen que divertirse, formarse y crecer”, explicó Sergio Arregui, periodista e hincha de Don Bosco.

En contrapunto, Vallejos, mandamás de la entidad zapalina, cree que “el sistema de Lifune es justo ya que les enseñás responsabilidad y compromiso por el club a todos los jugadores”.

Yendo un poco más allá, Pitu Castro piensa en una alternativa al actual formato. “Estaría bueno que empiecen de séptima (15 años) para arriba a sumar puntos. Es complicado hoy tener a chicos metidos y meterles responsabilidad”.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído