En feroz balacera, cayó un capo narco en la Comarca

Se atrincheró en su casa con cuatro cómplices. Dos fueron heridos, pero están fuera de peligro.

NEUQUÉN
El líder de una organización narcocriminal que opera en la comarca petrolera cayó ayer tras una terrible balacera en el barrio Progreso de Cutral Co.

El caponarco conocido como Jorge "Chupete" Navarrete estaba haciendo un pasamano en la esquina de su casa, en Independencia y Plaza Huincul, cuando una patrulla se acercó para identificarlo ayer a la 1 de la madrugada.

50 tiros, como mínimo, intercambiaron los delincuentes con la Policía durante media hora.

Para evitar ser detenido, el hombre sacó un revolver y abrió fuego contra los policías, que se pusieron a resguardo detrás del móvil.

De inmediato llegaron refuerzos pero los narcos, tres hombres y la esposa de Chupete, respondieron con plomo a los efectivos que les pidieron que se entregaran.

Durante más de media hora, hubo un intercambio de más de 50 tiros. En paralelo, un grupo de jóvenes que son soldaditos de los narcos comenzaron a tirarles toscas a los Policías en dos flancos de ataque.

La mujer del Chupete advirtió a los gritos que había dos heridos en la casa y pidió la presencia de un fiscal. De inmediato la fiscal Marisa Czajka se hizo presente y se encargó de negociar, bajo riesgo, con el caponarco (ver recuadro) hasta que logró que se entregaran después de una hora y media de diálogo.
"Lentamente se fueron entregando de a uno", explicó Andrés Bengolea, titular del Comando Operativo de la Comarca.

La vivienda fue allanada de inmediato con la presencia de la fiscal y en el interior se encontró tres armas de fuego, dos revólveres calibre 32 y uno 22, y casi 400 gramos de marihuana fraccionada en dos paquetes y 50 bagullos.

Los dos heridos, Navarrete en un brazo y uno de los cómplices en la mano, fueron derivados al hospital local donde fueron asistidos y ya se encuentran detenidos y fuera de peligro.

Por la droga encontrada se inició una causa en la Justicia Federal y la fiscal Czajka detuvo a los cuatro narcos por abuso de arma calificado y tenencia ilegítima. A su vez, como parte del procedimiento, secuestró el arma reglamentaria de tres policías que intervinieron al principio del episodio.

La entrega
La fiscal negoció con el jefe de la banda, que estaba herido y fumando marihuana

La balacera había concluido y la fiscal Marisa Czajka, sin ponerse el chaleco antibalas, caminó hasta la casa donde estaba atrincherado el capo narco Jorge "Chupete" Navarrete.

El hombre se desangraba por un tiro de la Policía que le impactó en el brazo. Fumaba un cigarrillo de marihuana y aseguraba: "Si me entrego, los canas me van a cagar a palos". La fiscal le decía: "Está desangrándose, tiene que ir al hospital. Nadie le va a hacer nada". Tras una hora y media de diálogo, el Chupete aceptó entregarse y le mostró a la fiscal una pequeña habitación sin luz donde estaban la droga y las armas.

Hasta el hospital fue Czajka con Navarrete para garantizar que no habría represalias. Los médicos confirmaron que tenía fracturado el brazo y que estaba fuera de peligro al igual que el otro cómplice, que sufrió la fractura de una mano. Los cuatro narcos quedaron detenidos.

CIPOLLETTI
Llevaban un kilo de porro y están libres

El miércoles la Policía de Río Negro detuvo a dos hombres con un kilo de marihuana, pero en sólo cuestión de horas la Justicia Federal los dejó en libertad. Habían sido atrapados el miércoles, pasadas las 19, cuando quisieron eludir un control en González Larrosa casi Circunvalación. Para sorpresa de los uniformados, uno de los ocupantes de la moto llevaba debajo de la remera un paquete que resultó ser un ladrillo de marihuana compactada. Se notificó al Juzgado Federal de Roca y quedaron detenidos en la Comisaría 24ª hasta que ayer por la mañana llegó la orden para liberarlos.

Villa Ceferino
Camuflaba la droga en un parral

Amenazó con un arma a un vecino y cuando la Brigada de Investigaciones de la Comisaría tercera allanó el martes la casa, en la manzana 7 de la popular barriada del oeste, encontraron tres plantas de marihuana de entre 1,20 y 3,50 metros de altura que estaban camufladas junto a un parral que ganaba todo el patio de la vivienda. Un joven de 25 años fue detenido.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído