Las víctimas, de 1, 3 y 4 años, estaban en estado de desnutrición y enfermas de sarna, eran maniatadas y abandonadas durante todo el día, mientras que por las noches eran golpeadas y hasta quemadas con cigarrillos por sus padres, una mujer de 23 años y un hombre de 40, quienes quedaron detenidos imputados por “tentativa de homicidio”.

“Recibimos una denuncia de la ONG y tomamos contacto con la fiscalía, donde nos autorizaron a realizar el allanamiento. Los tres menores fueron llevados al Hospital Mi Pueblo debido a su delicado estado de salud”.Sergio Martínez. Comisario que estuvo a cargo del operativo

Tras la denuncia realizada por la Asociación Civil Inseguridad Cero=Exclusión Cero, efectivos policiales de la Comisaría 4ª de Bosques realizaron un operativo en una casilla ubicada en la calle El Chocón, entre San Gerónimo y 1° de Mayo, del barrio San Rudecindo. Al ingresar al inmueble, los uniformados constataron que los menores tenían profundas marcas de violencia en el cuerpo, tales como quemaduras en el rostro y el cuero cabelludo, así como hematomas en las muñecas que daban cuenta de las ataduras a las que eran habitualmente sometidos antes de ser torturados salvajemente.

“Recibimos una denuncia de la ONG y de urgencia tomamos contacto con la fiscalía, donde nos autorizaron a realizar el allanamiento. Los padres de las víctimas fueron trasladados a la seccional policial, mientras que los menores fueron llevados al Hospital Mi Pueblo por su delicado estado de salud”, detalló Sergio Martínez, el comisario a cargo del operativo.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído