Insólito: cuarto robo en un mes a un jardincito

El hecho ocurrió en la ciudad de Rosario.

Puede no llamar la atención que ladrones hagan un boquete para ingresar a robar un banco o a una financiera, pero en las últimas horas Rosario vivió un hecho tan triste como insólito, porque el lugar asaltado fue un jardín de infantes. Y como si ya fuese poco bizarra la situación, este fue el cuarto robo que sufrió el establecimiento de educación inicial en un mes.

Los delincuentes hicieron un agujero en la pared que separa al jardín Tobogán de una casa de pastas y por ahí se metieron. Según el testimonio de una de las docentes, los ladrones se metieron dos veces. La primera fue el fin de semana pero no llevaron nada de valor; la segunda fue el lunes a la madrugada, cuando entraron a dos aulas de las que se llevaron pavas eléctricas, equipos de audio y material didáctico que los niños suelen utilizar en las clases, además de ocasionar destrozos varios.

Te puede interesar...

De acuerdo a la declaración de la maestra Carolina Ortiz -publicada por La Capital-, fue el cuarto episodio de robo que sufrieron en un mes y el mismo domingo advirtieron el boquete. “Lo encontró la mujer encargada de la limpieza: daba al local de pastas de al lado. Pero no faltaba nada, ni siquiera había desorden”. Aun así llamaron a la policía, pero como el local de comidas vecino estaba cerrado, los efectivos no pudieron entrar sin la presencia de los dueños, que llegaron el lunes a la mañana. En esa espera, el robo se consumó.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído