La clave para bajar de peso no está en comer menos calorías

Nutricionistas explican que eso pone al cuerpo en "modo ahorro" y reduce el gasto energético.

Madrid
A la hora de proponerse bajar de peso, muchos cometen el error de disminuir el consumo calórico, creyendo que así conseguirán resultados en el corto plazo. Concretamente se someten a restrictivos planes que, en definitiva, lo único que hacen es generar el efecto contrario.

La clave está, según distintos especialistas, en enfocarse en el metabolismo basal, que no es más que el gasto energético del cuerpo para sobrevivir.

95% de las dietas realizadas sin asesoramiento médico no funciona.

Justamente el equívoco está en someterse a dietas bajas en calorías, porque el organismo se acostumbra a vivir en ese rango de bajo consumo energético y se vuelve más ahorrativo. Es decir, se reduce el metabolismo ya que el cuerpo "interpreta" que existe una crisis y debe almacenar la mayor cantidad de energía posible para garantizar la subsistencia.

"Hay otro gran error que empeora las cosas y es el creer que estando a dieta y entrenando a la vez los resultados serán más rápidos. A lo que conduce esta situación es a paralizar aún más nuestro gasto, haciéndonos sumamente ahorradores. Nunca hay que dejar de comer o ayunar. Siempre deben hacerse cinco comidas al día", advierte Miguel Ángel Peraita, especialista en Medicina Biológica y Envejecimiento, y resalta que en el 95% de los casos las dietas fracasan.

Para el especialista, lo ideal es comer bien, sin generar deficiencias calóricas, saltearse de vez en cuando la dieta y hacer ejercicio físico, en aras de conseguir la aceleración de ese metabolismo dormido.

¿Cómo se consigue? El truco está en hacer ejercicio "comiendo". "Es decir, limitando los hidratos a las cuatro horas posteriores al ejercicio. El ejercicio intenso, con intervalos de alta intensidad, genera mucho cortisol, la hormona del estrés. Si no consumo carbohidratos después de entrenar, el músculo no se recupera, y el cortisol no permite que se active el metabolismo, inhibiendo la generación de la hormona tiroidea T3, que es la responsable del consumo de grasa", explicó.

Tomá nota
Qué son los carbohidratos

Los carbohidratos se pueden extraer de las frutas o lácteos, y en mayor medida de verduras –como la papa–, el maíz y los granos integrales tales como arroz, avena, legumbres, semillas y frutos secos.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído