Más deuda que El Salvador

La deuda pública de Argentina es la más grande de todos los países de la región, superando en relación con el producto bruto interno (PBI) no sólo a Brasil, sino también a Costa Rica y al castigado El Salvador. Si se considera hasta el último desembolso del Fondo Monetario Internacional de fines del año pasado, la deuda de Argentina equivale casi a un PBI (unos 600 mil millones de dólares). Más precisamente, al 97,7% de la economía nacional.

La deuda saltó a ese nivel desde el 53,3% del PBI que pesaba cuando asumió la presidencia Mauricio Macri. La suma se nutrió con los sucesivos endeudamientos con la banca privada mundial para solventar los dos primeros años de gestión macrista, más el salvataje del Fondo Monetario Internacional que evitó un nuevo estallido por los aires de nuestra economía, después del primer trimestre del año pasado. Dos datos agravan el desenlace del endeudamiento nacional: el 75% del total está en moneda extranjera y la duración es de 10 años, un lapso corto, que lleva a los acreedores a plantearse de forma permanente si el país estará en condiciones de afrontar los pagos en los tiempos establecidos.

Te puede interesar...

La deuda de Argentina es equivalente al PBI. El año que viene, es más que probable que deba ser renegociada.

Este año, en plena campaña electoral por la sucesión presidencial, las presuntas consecuencias de la deuda quedarán relegadas por los fervorosos discursos proselitistas, tomados por los intereses fácticos según su propia conveniencia. Mientras tanto, el endeudamiento seguirá creciendo, puesto que en marzo está previsto un nuevo desembolso del FMI por 11 mil millones de dólares. El próximo gobierno, sea macrista u opositor, no tendrá más opciones que renegociar los pagos de la deuda si quiere evitar un nuevo default como el de 2002.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído