Otra vez matan a tiros a un negro entre varios policías

La víctima estaba desarmada. Ya hay protestas en reclamo de justicia.

California

La tensión racial sigue en aumento en los Estados Unidos y ayer a la madrugada se ha cobrado una nueva víctima: un hombre negro fue asesinado tras recibir varios disparos por parte de agentes de la policía en El Cajón, San Diego, California. Tal y como recogen medios estadounidenses, los policías dispararon contra la víctima por actuar “de manera irregular” en un suburbio de la ciudad.

Las autoridades habían recibido una llamada desde un restaurante local alertando de la presencia de un hombre “fuera de sí” que caminaba entre el tráfico. Luego de ser baleado, el hombre fue ingresado de urgencia en un hospital cercano, donde falleció unas horas más tarde.

La víctima, un afroamericano de unos 30 años, “no prestó atendió a las instrucciones que recibió por parte de los agentes”, según explicó Rob Ransweiler, responsable policial en El Cajón. Según la versión oficial, el hombre, en lugar de poner las manos en alto como le pidieron los policías, las mantuvo dentro de sus bolsillos.

La Policía de El Cajón difundió a través de su cuenta de Twitter una fotografía del momento en el que el afroamericano apuntó con sus manos a uno de los agentes, una imagen en la que no se logra distinguir con claridad el objeto que sostiene. La fotografía fue extraída de un video que las autoridades no pretenden difundir, al menos hasta que lo revise un fiscal.

De acuerdo con la versión entregada por los oficiales que actuaron en este hecho trágico, cuando uno de los agentes iba a emplear una Taser (pistola eléctrica) para reducirlo, el hombre “sacó rápidamente un objeto” y colocó sus manos y su cuerpo de tal forma que “dio la impresión de que empuñaba un arma de fuego”, lo que provocó la respuesta inmediata en forma de disparos.

Hasta podría tratarse de una conclusión sencilla, el tema es que, según el Los Ángeles Times, los investigadores no han encontrado arma alguna en el lugar del suceso. Y si efectivamente el hombre estaba completamente desarmado, la situaciones de los policías quedará bastante más comprometida.

Poco después de que se produjera el tiroteo, que acabó con la vida de este hombre, un grupo de conocidos y vecinos de la víctima se congregaron a las puertas de la comisaría de la ciudad para protestar por lo sucedido e iniciar e enérgico reclamo de justicia.

Esto ocurre una semana después de los fuertes disturbios que se registraron en Charlotte (Carolina del Norte) tras la muerte de otro afroamericano a manos de la Policía. Un hecho que no para de repetirse y que la mayoría de las veces termina siendo una acción más de gatillo fácil policial de verdadera acción en un caso de riesgo.

Mal promedio

3 víctimas negras hubo en los últimos 10 días

La tensión racial en EE.UU. va en aumento. Ayer, luego de este último asesinato a un afroamericano que estaba desarmado, muchas personas, varias blancas, se juntaron a reclamar e insultaron a los policías.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído