Por el precio de la carne, se compra más aguja y caracú

El lomo y el peceto pierden terreno ante los cortes más baratos.

Ana Laura Calducci
calduccia@lmneuquen.com.ar

NEUQUÉN
Primero fue por el corrimiento de la barrera sanitaria, después por la devaluación de 2014 y hace poco por la liberación de las exportaciones. Con motivos muy variados, el precio de la carne en la ciudad viene subiendo mes a mes y superó las tres cifras desde hace rato en cortes que solían ser populares. Esos incrementos sostenidos en el tiempo ya cambiaron los hábitos de los neuquinos al sentarse a la mesa. Casi no se consume lomo o peceto, mientras que aumentó la demanda de la aguja y el caracú, dos de los productos más baratos.

350 es el promedio en pesos de lo que gasta cada cliente cuando va a la carnicería.

En las carnicerías neuquinas, el movimiento de clientes se mantiene, aunque varios comerciantes coincidieron en señalar que los compradores "llevan menos". Muchos preguntan por las ofertas especiales y se quedan un rato escudriñando el mostrador antes de decidir qué es lo que finalmente llevarán.

Es que los cortes más caros de carne vacuna rondan hoy los 160 pesos por kilo, una cifra dolorosa para muchos bolsillos. El lomo, que en muchas carnicerías es el producto más caro, se vende en la ciudad entre 140 y 170 pesos. A un precio similar está el asado, aunque se trata de un producto atípico, donde el nivel de ventas sigue alto al margen del número que figure en la pizarra.

"Lo que más se vende ahora es el puchero y la aguja; después, lo demás se va vendiendo como se puede, y obviamente que la venta cayó en este último tiempo, porque no estamos sacando todo lo que vendíamos en noviembre", comentó Martín, encargado del autoservicio y carnicería Lola, de calle San Martín. Contó que "el lomo se frenó un poco porque está más caro, pero la colita de cuadril, nalga y bola de lomo, todo eso está parejo".

Lo más económico
Juan, de la carnicería Pilotti de calle Godoy, coincidió que en ya no se compra tanto lomo "y también el peceto está saliendo poco, que en las fiestas se llevaba mucho para hacer vitel toné y este año estuvo tranqui". Añadió que los clientes, "en general, lo que más llevan siempre son las pulpas: bola de lomo, paleta, cuadrada, cuadril y aguja", que están entre los cortes más económicos, entre 70 y 100 pesos el kilo

Además de buscar variedades más baratas, los consumidores de Neuquén redujeron su ración de carne semanal, según lo que perciben quienes están del otro lado del mostrador. "La gente quiere variedad y por eso lo que hacen es disminuir el consumo, o sea, antes compraban un kilo y ahora llevan medio, por ejemplo; aun cuando sea paleta, picada o cuadril pasa lo mismo, que lo siguen comprando pero comen menos", relató Roberto, de frigorífico Catriel.

En muchas carnicerías indicaron que no hay expectativas de que los precios bajen en el corto plazo. Por eso, para no perder clientes, varios ponen en la primera fila de la vitrina cortes de cerdo y pollo, que cada vez tienen más demanda. "Obvio que todavía prefieren más la carne, pero son opciones que se venden más que antes y es otra forma que tiene la gente de no gastar tanto", razonó Juan.

OFERTA
Una carnicería cada 1300 vecinos

Si se toman en cuenta los supermercados y locales polirrubro, en Neuquén hay más de 180 carnicerías desparramadas por toda la ciudad. Esto implica un local cada 1300 vecinos en promedio.

Muchos comercios están cerca del centro, pero también hay carniceros que trabajan en los barrios más alejados, especialmente en el oeste, para que a nadie le falte el asado. El plan de viviendas Z1, ubicado más allá de Cuenca XV, ya tiene su carnicería sobre una calle aún sin nombre.

FRASES
"El lomo y el peceto se venden, pero menos; después lo más barato y que se vende mucho es la picada. La gente busca mucho la oferta del día y las pulpas las vendemos mucho". Roberto Vendedor de la carnicería Catriel
"El lomo y peceto salen muy rara vez, se venden poco. Y algo que antes no salía y ahora se vende más es el caracú, que lo llevan bastante porque es una de las partes más baratas".
Belén Cajera en el frigorífico AyM "En nuestro caso, en enero se vendió bastante bien, quizás más que el año pasado, pero la gente busca precio, lo que más piden son las pulpas y los cortes más económicos".
Marcos Cajero de la carnicería Pilotti

El asado es caro, pero lo llevan igual

NEUQUÉN
El asado sigue siendo uno de los menús preferidos de los neuquinos, aun cuando el costillar está entre los productos más caros de las carnicerías. Hoy no se consigue a menos de 140 pesos por kilo, pero la demanda se mantiene alta.

Los comerciantes de la ciudad coincidieron en señalar que la tira está entre los cortes que más salen, sobre todo los fines de semana. "Con el asado, lo que puede pasar por ahí es que en vez de dos kilos lleven uno, pero sigue saliendo", explicó Marcos, de la cadena Pilotti. Indicó que las diferencias de precios entre una carnicería y otra dependen en general de la calidad de la carne.

Además de la tira de asado, otro corte muy elegido es el matambre, que también tiene un precio elevado. Sin embargo, no todos alcanzan a darse el gusto y a algunos no les queda otra que buscar opciones más gasoleras para tirar a la parrilla. "En nuestro caso, bajó un poco el consumo de asado y los clientes se llevan más picada o chorizo, que son alternativas baratas para reemplazarlo", explicó Belén, de AyM.

Hoy, en la ciudad de Neuquén, para hacer un asado tradicional para una familia tipo, hay que desembolsar 500 pesos como mínimo.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído