"Soto me dijo que me iba a desfigurar"

Lo afirmó una mujer en el juicio por el que juzgan a su ex pareja por asesinato y lesiones graves.

Natalia Pérez Pertino

policiales@lmneuquen.com.ar

Neuquén.- “Él (Soto) me dijo que me iba a desfigurar para que nadie nunca más me mire y me pegó un martillazo. Caí de rodillas y se me puso todo en blanco. Luego me vi toda ensangrentada y pegué un grito. Cuando salí, él se abalanzó hacia la persona que falleció. No vi si lo agredió, pero se le fue encima”, declaró Marité (32) delante de un tribunal en el juicio contra su ex pareja Víctor Soto (36), por el homicidio de José Moscoso (60) y las graves heridas que sufrió ella.

De acuerdo con la teoría de la fiscalía, el hecho ocurrió el 13 de noviembre de 2017 luego de que las tres personas almorzaran con otros dos vecinos y con el hijo de Soto. “Moscoso tenía determinadas actitudes que podrían llamarse de coqueteo hacia Marité. Era una situación notoria que generó discusiones de celos entre la pareja”, explicó la fiscal Sandra Ruixo.

Luego contó que los vecinos junto a Soto y su hijo se retiraron, y quedaron Moscoso y Marité en la casa ubicada en el sector rural Nueva Esperanza de Senillosa, pero que Soto dijo haberse olvidado el celular y volvió “para confirmar una situación de la cual tenía sospechas. Cuando entró a la habitación, se los encontró que estaban iniciando a tener relaciones sexuales y la reacción fue inmediata. La atacó a ella y lo golpeó a él con una pala en la cara que le provocó un traumatismo craneal tan importante que la víctima falleció más tarde en el Castro Rendón”.

Por todo, la fiscalía adelantó que demostrará que Soto es culpable de homicidio simple y lesiones graves agravadas por el vínculo.

A su turno, el abogado defensor Julián Verger sostuvo que Soto nunca tuvo la intención de matar, sino la de lastimar. “Se vio sorprendido por la escena que encontró e inició una pelea con Moscoso, pero nunca fue su intención culminar con su vida”, alegó, y agregó que es un homicidio preterintencional, porque el medio utilizado fueron golpes de puño, “que no debían haber causado la muerte de Moscoso”.

"Se lo veía con ganas de lastimar, de hacer eso. No tenía derecho a golpearme así”.

"Me fracturó la cara en tres, tengo la mitad de la cara de titanio”.

“Fui a pedir ayuda a los vecinos para que lo ayudaran porque lo estaba matando”, dijo Marité, víctima, ex pareja de Víctor Soto

LEÉ MÁS

A juicio por asesinar al amigo y herir a su pareja

Atacó a martillazos a su pareja y mató a golpes a su amigo

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario



Lo Más Leído