A Domingo, el carnicero de los precios bajos, ahora le llueven clientes de todas partes

Tras la nota realizada en LM Neuquén, cientos de personas fueron a comprar al negocio del hombre jubilado que bajó los precios de la carne.

Embed

La noticia del carnicero de Plottier que decidió vender el asado a 100 pesos se hizo eco en todos lados y ahora, a Domingo le llueven clientes que se agolpan en las puertas de su carnicería todos los días.

Aunque las manos no le dan abasto de tanto despachar carne, el buen humor de Domingo no cambia y todos, son atendidos de la misma forma mientras las horas corren. Es que, tras la nota de LM Neuquén en la que se daba a conocer la historia de Domingo, un jubilado de 86 años que decidió no subir los precios de la carne para que todos puedan darse el gustito de comerse un asado, no pararon de llegarle clientes.

Ayer, una cola de más de media cuadra daba cuenta del furor que causó el carnicero que, en la entrada de su negocio El Abuelo resume todos los cortes en tres valores: "lo más caro", el asado, el lomo y el vacío a 99,99 pesos el kilo, todo lo demás, a 89,99 y a 79,99 pesos.

El Abuelo está abierto de lunes a lunes. Domingo cuenta que sólo cierra los sábados para ir a la iglesia a agradecerle a Dios por tanto trabajo.

"A mí no me sirve poner un precio al que nadie pueda llegar. No te hablo de otras carnicerías, pero a los grandes súper se les fue la mano. Los precios se fueron a las nubes y yo te aseguro que la carne apenas subió unos 10 pesos", afirmó el carnicero, que ya cuenta con 86 años.

Su estrategia, mezclada con un toque de solidaridad, parece haber dado frutos: Domingo decidió achicar los márgenes de ganancias para poder vender más sin necesidad de aumentar los precios de la carne que en las grandes cadenas ya supera los 130 pesos el kilo. Las colas que pueden verse en las afueras de su negocio son la prueba de que está funcionando.




Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído