A pocos días del clásico, ambos juegan al misterio

Gallardo y Barros Schelotto dan pistas, pero lejos de confirmar los 11.

Buenos aires. A horas de emprender el viaje a Madrid para jugar la revancha de la final de la Copa Libertadores, River y Boca juegan al misterio.

El Muñeco Marcelo Gallardo no descartó la posibilidad de volver a contar con Lucas Martínez Quarta en la mitad de la cancha, más allá de la vuelta ultraconfirmada de Leonardo Ponzio al círculo central, pero no lo confirma.

Te puede interesar...

Ante la imposibilidad de contar con Santos Borré (suspendido por amarillas), la decisión sería adelantar a Gonzalo Martínez junto a Lucas Pratto.

La variante estuvo dada minutos después con la inclusión de Ignacio Fernández por González Quarta, buscando un mediocampo de características un tanto más ofensivas. Ignacio Scocco, Adrián Mora y Juan Quintero corren con chances de ser una opción desde el banco.

La probable sería con Franco Armani; Gonzalo Montiel, Martínez Quarta, Jonathan Maidana, Javier Pinola, Milton Casco; Leonardo Ponzio, Enzo Pérez, Exequiel Palacios; Gonzalo Martínez; y Lucas Pratto. Si entra Fernández, la mitad de cancha se modificaría a Ponzio, Fernández, Pérez, Palacios, Martínez, dejando solo al Oso Pratto contra los centrales xeneizes.

Ensayó penales

En la vereda de enfrente, el mellizo Guillermo Barros Schelotto dispuso practicar penales, imaginando esa definición en el Santiago Bernabéu.

Los ajustes respecto del once titular se darán en la capital española, pero las buenas noticias son el alta médica que recibió Cristian Pavón y los fantasmas que se despejaron en torno a la condición física de Ramón Ábila.

Wanchope no jugó en Avellaneda ante Independiente por una sobrecarga en el sóleo de la pierna derecha, pero ya se movió sin condiciones, incluso fue uno de los que patearon desde los doce pasos, junto con Carlos Tevez, Lucas Olaza, Mauro Zárate, Sebastián Villa y Julio Buffarini.

Detenidos, amenazas y la televisión

No paran

La Bombonera debió ser evacuada por una falsa amenaza de bomba que recibió ayer el club.

El primer detenido

Diez días después de los hechos que decretaron la postergación del clásico, la Justicia detuvo a Matías Firpo, hincha de River Plate.

El poder de la TV

Más allá del papelón inicial, se estima que el partido decisivo en el Bernabéu será visto por 360 millones a través de la TV.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído