Al que madruga, ¿River lo ayuda?

A las 7:30 enfrenta al temible Barcelona en la final del Mundial de Clubes. Mayada irá por Piscu. Juega Messi y Neymar está en duda.

Japón.- A ofrecer el corazón. River tendrá esta mañana su chance histórica de enfrentar al mejor equipo del mundo en la final del certamen ecuménico más importante a nivel clubes. Desde las 7:30 hora de Argentina (19:30 de Japón), el Millonario se verá las caras con el Barcelona de Messi y compañía, buscando torcer todos los pronósticos e imponerse al elenco más poderoso de todos.

El escenario será el International Yokohama Stadium y se estima que habrá, al menos, unos 15.000 simpatizantes riverplatenses que coparon las calles japonesas durante toda la semana a la espera del gran y soñado cruce definitorio. El iraní Alireza Faghani fue designado por la FIFA como árbitro del encuentro definitorio.

River llegó a esta instancia luego de superar a Sanfrecce por 1-0, mientras que Barcelona, pese a las ausencias de Messi y Neymar, doblegó a Gunagzhou por 3-0.

"A River lo he visto hacer de todo. Tiene muchas variantes. No hablaría de individualidades porque se destaca el bloque".Luis Enrique. El entrenador español elogió al equipo argentino.

"Trataremos de lograr lo que todos nosotros soñamos y los hinchas también. Vamos a dejar la vida en cada pelota".Rodrigo Mora. El delantero uruguayo le envió un mensaje al hincha.

El equipo de Núñez, que ya ganó también en Japón la Copa Intercontinental en 1986 ante Steaua Bucarest de Rumania (era un sólo partido y fue 1-0), tiene una especial motivación en esta ocasión: enfrentar a este Barcelona que viene haciendo historia hace años.

En las filas de los blaugranas estará Lionel Messi, el mejor de todos, como estandarte apuntalado por un Iniesta y escoltado por un brillante goleador como el uruguayo Luis Suárez, en uno de los puntos más altos de su carrera. Estas figuras eclipsan, por ejemplo, a cracks del nivel de Javier Mascherano, Piqué, Busquets o el brasileño Dani Alves, que también estarán en cancha. La gran duda de Luis Enrique es Neymar, quien todavía no está al cien por ciento de su condición física y el DT lo dejaría en el banco.

5 millones de dólares serán para el ganador y tres para el subcampeón.

Casi todo el mundo futbolístico da como claro favorito al Barcelona, un equipo que hace un culto de la posesión del balón, que genera con suma espontaneidad acciones de peligro que logra plasmar en goles, aunque con algunos inconvenientes defensivos, principal esperanza para los de Núñez.

River ofrecerá lo suyo para contradecir a los que lo dan como víctima en la final. El equipo de Marcelo Gallardo tendrá que jugar con un notable grado de concentración, sin cometer errores, y es probable que apueste a un desarrollo intenso con mucho roce físico. La dupla que integran Matías Kranevitter y Leonardo Ponzio jugará un papel fundamental en la planificación millonaria para romper la usina de juego que componen Busquets e Iniesta.

La previa dice basta y las palabras pasan a un segundo plano para darle paso al fútbol. El poderoso Barcelona ante un River que llega desde atrás pero que no pierde la esperanza y sueña en grande.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído