Ángela denunció que la Policía la dejó desprotegida

Estuvo 72 horas sin custodia y tuvo que ir a reclamar a la fiscalía.

Neuquén
"Me abandonaron. Estoy sin policía en la puerta, cualquiera puede venir y pegarnos un tiro", sentenció Ángela Garro (31). La mujer estuvo cinco meses en cautiverio en manos de su ex esposo Jorge García, periodo en el cual abusó de ella y la embarazó, además de golpearla. Ahora denunció que pasó 72 horas sin custodia policial.

Desde el martes, Ángela sólo cuenta con rondines dos veces al día, pero "en estos dos primeros días sólo pasaron dos veces en total". La custodia policial se levantó de su domicilio el 29 de enero, cuando García quedó detenido por 15 días con prisión preventiva por privación ilegítima de la libertad y abuso sexual con acceso carnal.

La mujer contó a LM Neuquén que la habían dejado sin ningún tipo de custodia desde el viernes hasta el martes, cuando comenzaron los rondines. La medida fue otorgada después de que Ángela reclamara en la fiscalía por temor a que le hagan daño.

"Este lunes cuando salí de casa vino la familia de él", contó la mujer en referencia a parientes directos de García que fueron hasta su domicilio. Y prosiguió: "Justo estaba mi abuela que cerró todo y no les abrió, porque yo le había pedido que no le abriera a nadie".

El fiscal que lleva la causa, Gustavo Mastracci, expuso que a raíz del pedido de Ángela se le proporcionó una guardia pasiva y rondines, pero que el Juzgado de Familia es quien debiera ocuparse de dicha medida.

Desde la fiscalía adelantaron que analizan pedir la extensión de la prisión preventiva de García por cuatro meses más hasta que nazca el bebé que espera la mujer.

En lo que respecta a los familiares de García, Ángela relató que están vendiendo los animales que eran de sus hijos y se están apoderando de todas sus posesiones.

"¿Quién va a recuperar las cosas?", preguntó indignada la mujer, y describió que lo único que le faltaría es que su agresor salga en libertad la próxima semana.

"Muchos se acercaron al principio, ahora no queda nadie", narró la mujer ante la ausencia de seguridad y promesas de una vivienda que ya no están. "La verdad que no se entiende. ¿No sé qué quieren que haga? Esta es la Justicia que tenemos", concluyó Ángela.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído